Arabia Saudí estudia autorizar clubes deportivos femeninos

sábado 28 de abril de 2012 14:36 CEST
 

LONDRES (Reuters) - Arabia Saudí ha creado un comité ministerial para considerar permitir los clubes deportivos femeninos, informó el sábado el periódico Al-Watan, pese a la oposición a que las mujeres hagan ejercicio por parte de los conservadores religiosos.

Abdullah al-Zamil, un alto cargo de la Presidencia General de Bienestar de la Juventud, el máximo órgano deportivo de Arabia, dijo que se estaba formando el comité para poner fin al "caos" que rodea a los clubes deportivos femeninos, que en la práctica no están regulados, dijo un diario.

"La misión del comité se centra en la elaboración de un sistema para estos clubes", dijo el periódico Watan, propiedad de un miembro de la familia real saudí, citando a Zamil.

En el austero reino desértico, clérigos poderosos se han opuesto durante mucho tiempo a que las mujeres practiquen deporte o hagan ejercicio físico, lo que obliga a que los gimnasios femeninos sean designados como costosos "centros de salud".

Un miembro del máximo órgano clerical dijo en 2009 que las niñas no deberían hacer deporte por el riesgo de perder su virginidad rompiéndose el himen. En los colegios estatales para niñas está prohibido hacer deporte, pero los colegios femeninos privados están autorizados a ofrecer clases de gimnasia.

La Presidencia General de Bienestar de la Juventud sólo regula los clubes masculinos y su responsable fue citado recientemente diciendo que no respaldaría la presencia de atletas saudíes femeninas en los Juegos Olímpicos de 2012.

Human Rights Watch ha pedido al Comité Olímpico Internacional que impida que el reino acuda a los Juegos de Londres si no presenta a alguna mujer en la competición.

La candidata más probable para competir bajo la bandera saudí, la jinete Dalma Malhas, representó al reino en los Juegos Olímpicos Junior en Singapur en 2010, pero sin apoyo o reconocimiento oficial.

Las mujeres saudíes tienen prohibido conducir y necesitan el permiso de un pariente masculino cercano para trabajar, viajar o abrir una cuenta bancaria.