Audi y Porsche ayudan a Volkswagen a limitar daño por escándalo de emisiones

martes 31 de mayo de 2016 18:22 CEST
 

Por Andreas Cremer

31 may - El beneficio subyacente de Volkswagen cayó menos de lo previsto en el primer trimestre, debido a que la demanda de automóviles de lujo Audi y Porsche ayudaron a contrarrestar el golpe a las ventas de la automotriz alemana tras su escándalo de manipulación de las pruebas de emisiones.

La mayor automotriz de Europa dijo el martes que su beneficio operativo antes de extraordinarios cayó un 5,9 por ciento a 3.100 millones de euros, sobre una baja de 3,4 por ciento en los ingresos.

Aunque la cifra fue menor que los 2.800 millones de euros proyectados por los analistas, Volkswagen dijo que se prepara para un año difícil, dado que intenta reformularse tras sufrir su mayor crisis en sus 79 años de historia.

Los resultados totales del grupo que engloba a 12 marcas fueron respaldados por ventas mayormente estables de automóviles de la marca de lujo Audi y un fuerte incremento tanto en ventas como beneficios del fabricante de vehículos deportivos Porsche.

Una mayor demanda en Europa Occidental y Asia-Pacífico también ayudó a contrarrestar los declives en Sudamérica y Europa del Este.

La automotriz registró pérdidas históricas el año pasado y despidió a su presidente ejecutivo tras admitir en septiembre que había manipulado pruebas de emisiones en motores diésel en Estados Unidos.

Volkswagen ha reservado 16.200 millones de euros para cubrir el reacondicionamiento de vehículos y un acuerdo con autoridades estadounidenses, pero aún enfrenta posibles multas del Departamento de Justicia de Estados Unidos y dudas sobre quién fue responsable de la manipulación.

La compañía ha recortado costes, invertido en vehículos eléctricos y trabajado en una nueva estructura de negocios para mejorar la responsabilidad y acelerar el desarrollo de modelos.

Los resultados del primer trimestre mostraron ciertas señales de mejoría en la popular marca Volkswagen, que enfrentaba altos costes y débiles ventas incluso antes del escándalo de emisiones.

La marca anotó un beneficio de 73 millones de euros tras registrar pérdidas en el trimestre previo. A las 1330 GMT, los títulos de Volkswagen perdían un 0,9 por ciento, a 136,5 euros. (Escrito por Mark Potter. Traducido por la Redacción de Madrid/Mesa Santiago. Editado en español por Marion Giraldo y Patricio Abusleme)