BBVA vaticina crecimiento del 2,7% para economía española en próximos dos años

miércoles 10 de febrero de 2016 13:12 CET
 

MADRID, 10 feb (Reuters) - El servicio de análisis de BBVA dijo el miércoles que estima que el PIB español mostrará tasas de crecimiento del 2,7 por ciento en los próximos dos años.

En su último informe de situación sobre España, el banco señaló que "los fundamentales de la economía española justifican la continuidad de la recuperación a lo largo del próximo bienio pese a un contexto empañado por las dudas e incertidumbres, tanto fuera como dentro de España".

El banco estima que los indicadores de consumo sugieren que el gasto de los hogares en España habría aumentado en el cuarto trimestre, aunque algo menos que en el precedente, y la renta disponible de las familias habría vuelto a crecer favorecida por el adelanto de la rebaja de la tarifa del impuesto de las personas físicas.

Con esta estimación de crecimiento para los próximos dos años, España podría crear alrededor de un millón de puestos de trabajo y reducir la tasa de paro hasta el entorno del 17,5 por ciento a cierre de 2017, desde el 20,9 por ciento.

El actual Gobierno pronoticó que la economía española acabaría 2015 con un crecimiento del 3,3 por ciento -- aunque en base a datos preliminares el aumento habría sido del 3,2 por ciento --, y contemplaba un aumento del 3 por ciento en 2016.

BBVA CIFRA EL DESVÍO DEL DÉFICIT EN 0,6%

BBVA estimó que debido a la situación de incertidumbre política en España -- que sigue sin un acuerdo de Gobierno más de mes y después de las elecciones generales --, el objetivo de déficit se podría desviar en un 0,6 por ciento del PIB en 2016.

"Si no se implementan medidas que ayuden a corregir la desviación de manera creíble, la recuperación puede ponerse en peligro (...) por lo tanto es indispensable que una de las prioridades del nuevo gobierno sea el anuncio de un plan de consolidación fiscal creíble", dijo BBVA.

Las recientes previsiones de Bruselas apuntaban a que España podría terminar 2015 con un déficit sobre el PIB del 4,8 por ciento, frente al objetivo del 4,2 por ciento.

Para la Comisión Europea, España tampoco cumpliría el objetivo para 2016 de reducir el déficit al 2,8 por ciento sino que podría cerrar el año en curso con un saldo negativo del 3,6 por ciento. (Información de Jesús Aguado; editado por Tomás Cobos)