De Guindos no ve absorción de Bankia por otro banco, defiende privatización gradual

domingo 22 de noviembre de 2015 13:01 CET
 

MADRID, 22 nov (Reuters) - El ministro de Economía español, Luis de Guindos, no se mostró partidario de que la nacionalizada Bankia tenga que ser absorbida por ningún otro gran banco y defendió que el próximo Gobierno que salga de las urnas retome su proceso de privatización a través de futuras ventas graduales de acciones.

"Hay que seguir privatizándola (...) y el próximo Gobierno tendrá que retomarla. Se tiene que mantener como entidad independiente e ir vendiéndola por paquetes acciones", dijo De Guindos en una entrevista publicada el domingo por el diario ABC.

Controlada por el Estado con una participación de casi el 64 por ciento, las elecciones generales de diciembre han generado expectativas sobre el futuro de la entidad que tiene que completar su privatización total antes de que acabe 2017.

Parte de la prensa española también ha estado especulando en las últimas semanas con el potencial interés de los grandes bancos españoles en la entidad nacionalizada.

No obstante, el propio consejero delegado de Bankia, José Sevilla, también dijo a principios de noviembre que era más probable que el Estado se siguiera desprendiendo gradualmente de pequeños paquetes accionariales, en línea con la venta del 7,5 por ciento que realizó en febrero de 2014, en vez de decantarse por una venta de su participación en bloque ante su elevado valor en bolsa.

En la actualidad, Bankia, que tiene un valor bursátil de unos 13.350 millones de euros, ha cumplido prácticamente en su totalidad con el plan estratégico a 2015 y ahora está pendiente de aprobar uno nuevo en 2016.

Tras recibir el Grupo BFA-Bankia unas ayudas públicas de 22.424 millones de euros, de los cuales unos 18.000 millones fueron para Bankia, la entidad no cuenta entre sus palancas para mejorar su rentabilidad con la alternativa de las adquisiciones por imposición de Bruselas.

Respecto a BMN, participado en un 65 por ciento por el Estado, De Guindos también se limitó a decir que el próximo Gobierno tendrá que definir su estrategia de privatización.

En el actual entorno de tipos de interés en mínimos históricos, el ministro de Economía reconoció que "existe un problema de perspectivas de rentabilidad, pero eso es una cuestión que debe solucionar el sector privado".

No obstante, el titular de Economía se mostró optimista con la posibilidad de que "una parte muy sustancial" de las ayudas otorgadas al sistema financiero español puedan ser recuperadas.

En total, desde mayo de 2009, las ayudas financieras comprometidas en diversas formas de capital a la banca española ascienden a 61.495 millones de euros. (Información de Jesús Aguado; editado por Víctor Nauzet Hernández)