BOJ mantiene política monetaria estable, foco de atención en pronósticos de inflación

viernes 30 de octubre de 2015 07:51 CET
 

Por Leika Kihara

TOKIO, 30 oct (Reuters) - El Banco de Japón se abstuvo de expandir su programa de estímulo el viernes, y prefirió reservar sus opciones de política monetaria cada vez más escasas con la esperanza de que la economía pueda soportar el lastre de la desaceleración en China sin medidas adicionales de apoyo.

Pero el banco central probablemente seguirá bajo presión para que amplíe su programa de compra de activos en momentos en que los alicaídos costos de la energía, la debilidad de las exportaciones y una frágil recuperación en el gasto de los hogares mantienen a la inflación muy por debajo de su objetivo de un 2 por ciento.

Los precios subyacentes al consumidor cayeron un 0,1 por ciento en el año a septiembre, su segundo declive mensual, mientras que el gasto de los hogares descendió un 1,3 por ciento respecto al año anterior.

El Banco de Japón (BOJ, por su sigla en inglés) mantuvo su promesa de incrementar la base monetaria, o dinero en efectivo y depósitos en el banco central, a un ritmo anual de 80 billones de yenes (662.000 millones de dólares) a través de compras agresivas de activos.

El dólar cayó un 0,5 por ciento contra el yen y el índice Nikkei de la bolsa de Tokio perdió un 0,6 por ciento tras el anuncio de política monetaria.

Los mercados se centrarán ahora en el reporte bianual de perspectivas del BOJ y la conferencia de prensa de su gobernador, Haruhiko Kuroda, en busca de pistas sobre el momento de cualquier relajación futura de la política monetaria. (Información adicional de Stanley White, Tetsushi Kajimoto y Kaori Kaneko. Editado en español por Carlos Aliaga)