15 de octubre de 2015 / 14:46 / en 2 años

Primark compite con Inditex en su propia casa con su nueva tienda en Madrid

* Segunda mayor tienda de Primark en el mundo abre en Madrid

* Está en un edificio icónico propiedad del dueño Inditex

* Crecimiento de Primark ha afectado sobre todo a rivales pequeños

* La ropa low-cost, un éxito en la España de la crisis

Por Elisabeth O'Leary

MADRID, 15 oct (Reuters) - Primark inauguró el jueves su fastuoso nuevo buque insignia en Madrid, estableciendo firmemente al minorista de moda a precios de ganga en el terreno de Inditex, el propietario de Zara.

Al abrir su segunda mayor tienda del mundo, Primark, propiedad de Associated British Foods, subrayó la confianza en su futuro en España, donde se ha ido introduciendo discretamente durante una década creando una cadena de unas 40 tiendas.

No obstante, nada fue discreto en la inauguración del jueves, con cientos de clientes ansiosos por comprar básicos de moda a precios baratos en un país donde una tasa de paro del 22 por ciento ha mermado las finanzas familares.

"Estar en Gran Vía y en un espacio tan grande obviamente es un paso simbólico para Primark. Es la guinda del pastel para el nuevo rey de la ropa 'low-cost' en España", dijo Carlos Hernández, consultor de la industria afincado en Madrid.

La nueva tienda está situada en el número 32 de Gran Vía, una de las principales arterias comerciales de Madrid que ha adquirido un aspecto más elegante tras años de obras de renovación de edificios de los años 20 y 30 del siglo pasado, algunos en estado ruinoso.

El edifico también acoge a los principales rivales de Primark - Mango, Hennes & Mauritz y Lefties de Inditex - e, irónicamente, es propiedad del fundador de Inditex, Amancio Ortega, el cuarto hombre más rico del mundo.

Alrededor de 300 personas hacían cola en la entrada de la tienda, donde había un grupo de bailarines ataviadas con camisetas con la leyenda "I love Primark" y globos para entretener a los clientes.

El edificio cuenta con un patio central con balconadas cerradas con cristal, con pantallas láser que promocionan las ofertas de la tienda: decenas de modelos de bolsos y sombreros, zapatos de 11 euros y abrigos color camel de 28 euros.

En la tienda estaba Víctor, un joven de 25 años desempleado que estudió diseño, con una camiseta negra y un pañuelo palestino alrededor del cuello.

"Estoy aquí por la expectación y el 'hype'. En Primark la calidad es tirando a malila pero la tendencia la siguen muy bien y las camisetas de las licencias están muy bien. Pero es muy, muy barato", dijo.

"Antes de la crisis (Primark ya) tenía éxito. No hay ningún sitio donde encuentras un pantalón vaquero por 9 euros", dijo entre gritos debido a que un DJ amenizaba la inauguración.

Las tiendas minoristas baratas son atractivas para un sector de la población que acude fijándose mucho en el precio, en un país que está empezando a salir de una profunda recesión.

La bajada de los precios del petróleo, la débil inflación y los bajos tipos de interés están contribuyendo a una mejora en el bolsillo de los consumidores y las ventas minoristas están recuperándose. No obstante, las perspectivas siguen siendo duras para muchos.

"Es un buen momento para expandirse de nuevo, sobre todo en el segmento 'low-cost', ya que los salarios son y continuarán siendo bajos en los próximos años y el crecimiento provendrá particularmente de los segmentos minoristas bajos o entre bajo y medio" dijo Hernández.

La demanda de moda más barata también ha presionado a Inditex, que posee las marcas Zara, Bershka y Massimo Dutti y ha remodelado Lefties, su línea de descuento donde la empresa dice vender sobrantes de Zara.

Pero en general, la cuota de mercado de Primark - alrededor del 6 por ciento - más que a Inditex ha afectado a los operadores más pequeños, según estimaciones de la analista de Bernstein Jamie Merriman.

"España es muy interesante dado que es el mercado local de Inditex, pero hasta el momento ha habido espacio para ambos minoristas y estamos viendo una consolidación continuada. Hay un sorprendente número de pequeños minoristas que están en desventaja", dijo.

"Esta apertura refleja el boom de la moda para el mercado masivo, con Primark, Inditex, Mango y H&M teniendo un buen rendimiento en España ... ¿Por qué? Porque el turismo está yendo muy bien", dijo Robert Travers, experto en propiedad para comercio minorista en Cushman & Wakefield.

La confianza del consumidor ha subido 17 puntos porcentuales en un año, según el CIS, y la industria del turismo está registrando buenos números gracias a la debilidad del euro y las dudas sobre la seguridad de otros destinos, que están beneficiando a España. (Traducido por Emma Pinedo; Editado por Elisabeth O'Leary)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below