30 de junio de 2015 / 6:08 / en 2 años

Gobernador de Puerto Rico pide bancarrota, asesor dice isla es "insolvente"

NUEVA YORK, 29 jun (Reuters) - El gobernador de Puerto Rico pidió el lunes que se permita que el estado libre asociado reestructure su deuda bajo el código de bancarrota de Estados Unidos, mientras que un asesor recién designado a la isla caribeña dijo que el territorio es “insolvente” y que pronto se quedará sin dinero.

En un discurso transmitido por televisión, el gobernador Alejandro García Padilla dijo que el sacrificio debe ser compartido por los tenedores de bonos, al pedir que Washington permita una reestructuración de deuda por bancarrota.

La isla está luchando bao el peso de una carga de deuda de 73.000 millones de dólares. El lunes, los acontecimientos se precipitaron al divulgarse un informe sobre su estabilidad elaborado por ex economistas del Fondo Monetario Internacional antes de un plazo del miércoles para el pago de deuda.

Steven Rhodes, el retirado juez de bancarrota de Estados Unidos que supervisó la histórica quiebra de Detroit y ahora ha sido contratado por Puerto Rico para ayudar a solucionar sus problemas, entregó una severa evaluación el lunes.

Puerto Rico “necesita urgentemente nuestra ayuda”, escribió Rhodes. “Ya no puede pagar sus deudas, pronto se quedará sin dinero para operar, sus residentes y negocios sufrirán”, agregó.

Puerto Rico no puede optar a una reestructuración de deuda bajo el código de bancarrota de Estados Unidos, debido a que no es un municipio.

Rhodes dijo que el futuro de la isla depende de que consiga la autorización para una reestructuración de deuda, mientras hizo hincapié en que la bancarrota no sería un “rescate”.

En su discurso, García Padilla pidió que Washington autorice que el estado libre asociado pueda solicitar la bancarrota y dijo que su meta es lograr una moratoria negociada con sus tenedores de deuda para posponer el pago de los bonos por varios años.

“Puerto Rico necesita, y te propongo, un plan de reestructuración y desarrollo completo, comprensivo y abarcador, que atiende, no a corto, sino a largo plazo, y de forma definitiva, el inmenso problema que hoy enfrentamos”, dijo García Padilla.

“De no lograrlo, la alternativa sería el impago unilateral y no planificado de las obligaciones, con todas las consecuencias negativas que esto implica”, agregó.

García Padilla dijo que el próximo paso debe ser lograr que los acreedores accedan a términos de pago más favorables.

Los ciudadanos del territorio autónomo podrían enfrentar medidas duras como despidos de profesores, mayores impuestos a la propiedad y la suspensión del salario mínimo, si Puerto Rico sigue las recomendaciones del informe sobre reestructuración de la deuda y las medidas de austeridad. (Información de Megan Davies en Nueva York y un colaborador en Puerto Rico; Información adicional de Rodrigo Campos y Edward Krudy; Editado en español por Rodrigo Charme)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below