Gates cree que dos milagrosas herramientas contra el SIDA estarán listas en 2030

sábado 24 de enero de 2015 15:43 CET
 

DAVOS, Suiza, ene 24 (Reuters) - Dos nuevas herramientas para luchar contra el SIDA deberían estar disponibles en 2030, en forma de una vacuna y de un nuevo tratamiento farmacológico intenso, acabando la mayor parte de los casos de una enfermedad que ha matado a millones de personas en los últimos 30 años, dijo Bill Gates.

El fundador de Microsoft, cuya fundación ha invertido millones de dólares en investigación médica, dijo durante el Foro Económico de Davos que estos "dos milagros" estarían disponibles en los próximos años.

"Somos bastante optimistas en que en este período de 15 años tendremos (disponibles) estas dos herramientas", dijo Gates durante una sesión a última hora de la tarde del viernes.

La vacuna se ha visto como fundamental en la prevención de nuevas infecciones entre población susceptible, mientras el nuevo tipo de tratamiento a base de intensos medicamentos podría acabar con la necesidad de tomar pastillas de por vida.

Gates, cuya fundación Bill & Melinda Gates juega un importante papel en la financiación de investigación médica, también es optimista en cuanto a la lucha contra la malaria, donde el trabajo para concluir una vacuna está mucho más avanzado que para el SIDA.

GlaxoSmithKline presentó la primera vacuna contra la malaria del mundo para su aprobación el pasado mes de julio.

"No veremos el final del SIDA", dijo Gates en el Foro. "Pero tanto con la malaria como con el SIDA, estamos viendo que las herramientas que nos permitirán reducirlas entre un 95 y un 100 por ciento, esa herramientas se inventarán durante este período de 15 años", añadió.

Bill y Melinda Gates predijeron en su carta anual sobre la labor de su fundación esta semana que las vidas de la gente de países pobres podría mejorar más rápido en los próximos 15 años que en cualquier otro momento de la historia. (Información de Ben Hirschler. Traducido por Tamara Fariñas Rivas en la redacción de Madrid. Editado por Andrés González.)