PMI de HSBC de sector de servicios de China sube a 53 en noviembre

miércoles 3 de diciembre de 2014 07:37 CET
 

PEKÍN, 3 dic (Reuters) - El sector de servicios de China creció marginalmente más rápido en noviembre, debido a que las nuevas órdenes crecieron a su mayor ritmo en dos años y medio, mostró un sondeo privado, una señal alentadora de fortaleza que contrasta fuertemente con el pesimismo de otros sectores de la economía.

El índice de gerentes de compra (PMI) del sector de servicios de HSBC/Markit subió a 53,0 el mes pasado respecto al 52,9 de octubre, por sobre el umbral de 50 puntos que separa al crecimiento en la actividad de la contracción en una base mensual.

Los nuevos pedidos fueron especialmente positivas. El subíndice de nuevos negocios subió a 54,2 en noviembre desde 53,1 en el mes anterior, un nivel no visto desde mayo de 2012.

La resistencia de sector de servicios se compara con un enfriamiento de sector manufacturero chino. Un par de PMI del sector industrial mostró previamente esta semana que el crecimiento de las fábricas en noviembre cayó a mínimos no vistos en al menos seis meses.

Los débiles datos industriales fueron los más recientes de una serie de datos decepcionantes de la segunda mayor economía mundial, y reforzaron las apuestas a que las autoridades podrían flexibilizar aún más las políticas monetaria y fiscal en los próximos meses para avivar el crecimiento.

"Las presiones bajistas sobre la economía aún persisten", dijo Qu Hongbin, economista de HSBC en Hong Kong. Qu dijo que esperaba una nueva flexibilización de política en las próximas semanas.

Después de decir durante meses que China no necesita un gran estímulo económico, el banco central recortó inesperadamente los tipos de interés el 21 de noviembre en 40 puntos base, su mayor reducción desde noviembre de 2008 durante la crisis financiera global.

Algunos analistas estiman que la economía de China, golpeada por un mercado inmobiliario que se enfría, una menor inversión y demanda doméstica y ventas de exportaciones vacilantes, se dirige a su peor desaceleración en 24 años este año con un crecimiento de un 7,4 por ciento.

En una señal de que las compañías están sintiendo el peso de una economía inestable, un subíndice de las expectativas de las empresas para el próximo año cayó a un mínimo de tres meses, aún cuando se mantuvo por debajo del umbral de 50 puntos.   Continuación...