La expansión comercial en China se desacelera en otra muestra de fragilidad

sábado 8 de noviembre de 2014 11:30 CET
 

Por Kevin Yao

PEKÍN, 8 nov (Reuters) - El crecimiento anual de la balanza comercial de China se desaceleró en octubre, según datos conocidos el sábado que reforzaron la impresión de fragilidad en la segunda mayor economía del mundo y que podrían llevar a la autoridad monetaria a poner en marcha nuevas políticas de estímulo.

Las exportaciones han sido el único punto brillante de la economía china en los últimos meses ayudando a compensar una demanda interna débil aunque persisten dudas sobre la fiabilidad de las cifras oficiales entre señales de un resurgir de flujos de divisa especulativos a través de facturas infladas.

Según los datos publicados el sábado por la autoridad de Aduanas, las exportaciones aumentaron un 11,6 por ciento en octubre con respecto al mismo mes del año anterior, desacelerándose desde el crecimiento del 15,3 por ciento registrado en septiembre. La cifra fue ligeramente superior a las previsiones de los expertos que, según una encuesta de Reuters proyectaban un alza del 10,6 por ciento.

Además, un descenso en indicadores adelantados apuntó a una mayor debilidad del crecimiento en los próximos dos o tres meses.

"La economía todavía enfrenta una presión relativamente importante a la baja en las exportaciones mientras que las incertidumbres respecto a unas débiles importaciones indican una demanda doméstica débil", dijo Nie Wen, economista de Hwabao Trust en Shanghai.

"El banco central podría continuar flexibilizando su política monetaria".

Las importaciones crecieron a una tasa anual del 4,6 por ciento en octubre desde la subida del siete por ciento en septiembre y fueron inferiores a lo que había previsto el mercado. Como resultado de la combinación, el país cerró el mes con un superávit comercial de 45.400 millones de dólares, cerca de sus niveles máximos.

El crecimiento anual se desaceleró al 7,3 por ciento en el tercer trimestre - el más bajo desde el apogeo de la crisis económica mundial - tras un enfriamiento del sector inmobiliario que ha pesado sobre la demanda interna.

Las recientes encuestas de los gestores de compras en los sectores industrial y de servicios han mostrado que la economía ha perdido impulso de cara al último trimestre del año como consecuencia del peso del mercado inmobiliario y de la debilidad en la demanda de exportaciones poniendo en peligro el objetivo de crecimiento para el país. (Traducido por Carlos Ruano)