Inflación al consumidor de Japón se desacelera en junio por menor impacto de debilidad de yen

viernes 25 de julio de 2014 07:33 CEST
 

Por Leika Kihara

TOKIO, 25 jul (Reuters) - La inflación subyacente al consumidor de Japón se desaceleró en el año a junio, ya que se desvaneció el efecto de importaciones más costosas provocado por la debilidad del yen, subrayando los desafíos que enfrenta el banco central para cumplir con su meta de una inflación de un 2 por ciento el próximo año.

Pero la desaceleración no es una sorpresa para el Banco de Japón, que ha dicho que la inflación seguirá enfriándose hasta cerca de un 1 por ciento en los próximos meses, a medida que desaparece el efecto de yen débil, antes de que se recupere nuevamente a medida que lo ajustado del mercado laboral lleve a un aumento en los sueldos.

El índice nacional subyacente de precios al consumidor, que excluye elementos volátiles como el valor de los alimentos frescos, pero incluye el costo de los productos del petróleo, subió un 3,3 por ciento en junio respecto al año previo, mostraron el viernes datos del Ministerio de Asuntos Internos y Comunicaciones.

Eso igualó la estimación promedio del mercado y se luego de un alza de un 3,4 por ciento en el año a mayo.

En una señal positiva, los precios subyacentes básicos, que excluye a los valores de la energía y los alimentos frescos, se aceleraron levemente, ofreciendo un indicio de presiones inflacionarias en la economía.

"Hay señales de que la actual desaceleración de la inflación tocará fondo en la primera mitad del próximo año fiscal", dijo Shuji Tonouchi, estratega de renta fija de Mitsubishi UFJ Morgan Stanley Securities.

"El BOJ aún puede decir que los precios van por buen camino y que la inflación volverá a acelerarse", agregó.

Si se excluye el impacto de un alza al impuesto a la ventas implementado en abril, el IPC subyacente subió un 1,3 por ciento en el año a junio, por debajo de aumento de un 1,4 por ciento en el año a mayo.   Continuación...