Holanda, de luto por muerte de 154 de sus ciudadanos en derribo de avión

viernes 18 de julio de 2014 07:30 CEST
 

Por Thomas Escritt

AMSTERDAM, 18 jul (Reuters) - El primer ministro de Holanda ordenó el jueves que las banderas se icen a media asta en los edificios gubernamentales de todo el país, después de la muerte de al menos 154 compatriotas en el que podría ser el peor desastre aéreo en la historia del país.

Los holandeses eran parte de los 298 pasajeros y tripulantes, incluidos tres bebés, que viajaban a bordo del Boeing 777 de Malaysia Airlines, en un vuelo desde Ámsterdam a Kuala Lumpur que fue derribado mientras cruzaba una zona de conflicto en el este de Ucrania, donde rebeldes afines a Moscú luchan contra fuerzas leales al Gobierno.

Hablando en el aeropuerto de Schiphol después de que interrumpió sus vacaciones en el sur de Alemania debido a la noticia del accidente, el primer ministro Mark Rutte dijo que era un "día negro" para Holanda.

"Toda Holanda está de luto", declaró. "Este bello día de verano ha terminado de la forma más oscura posible", agregó.

El vuelo MH17 de Malaysia Airlines, que operaba como una ruta de código compartido con la aerolínea de bandera holandesa KLM, también transportaba al menos a 27 australianos, 23 malasios, 11 indonesios, seis británicos, cuatro alemanes, cuatro belgas, tres filipinos y un canadiense.

Los 15 tripulantes del vuelo -dos capitanes, dos oficiales de vuelo y 11 miembros del personal de cabina- eran todos ciudadanos malasios. Las nacionalidades de otras 50 personas aún se desconocen.

El vicepresidente de Malaysia Airlines en Europa, Huib Gorter, dijo a periodistas que los familiares recibirían apoyo si lo solicitan y podrían ser llevados desde Ámsterdam y Kuala Lumpur hacia Kiev si así lo deseaban.

"Ustedes no pueden imaginar lo que les está ocurriendo a estas personas en este momento", sostuvo. "Ellas son nuestra principal preocupación", agregó. (Información de Thomas Escritt, Traducido por la Mesa de Santiago de Chile; Edición de Emma Pinedo)