Una exejecutiva demanda por acoso sexual a la 'app' de citas Tinder

martes 1 de julio de 2014 13:13 CEST
 

Por Sarah McBride

SAN FRANCISCO, 1 jul (Reuters) - Una exejecutiva de Tinder, Whitney Wolfe, ha demandado a la compañía de la popular aplicación de citas por acoso sexual y discriminación, convirtiéndola en la última empresa tecnológica con problemas por su trato con las mujeres.

La demanda de Wolfe, ex vicepresidente de marketing de Tinder, enumera una serie de supuestos incidentes de acoso en apenas 18 meses desde 2012. Entre las acusaciones: que el consejero delegado, Sean Rad, y el jefe de marketing, Justin Mateen, retiraron el título de Wolfe como cofundadora por su género; y que Mateen la insultó públicamente, llamándola "puta" en una fiesta de la compañía, mientras que Rad ignoró sus quejas.

IAC/InterActiveCorp, propietaria de la mayoría de las acciones de Tinder, es otro de los demandados, junto con el sitio web de citas propiedad de IAC Match.com.

Un portavoz de IAC dijo que Mateen había sido suspendido, pendiente de una investigación interna, y calificó de "inapropiados" los mensajes que envió a Wolfe.

"Condenamos este tipo de mensajes", dijo el portavoz. "Pero creemos que las acusaciones de Wolfe con respecto a Tinder y su gestión son infundadas", añadió.

Tinder y Match no respondieron a los correos electrónicos en busca de comentarios.

En la demanda, Wolfe dice que a ella se le ocurrió el nombre de "Tinder" para el servicio a mediados de 2012, en medio de la preocupación de que el nombre original, Matchbox, era demasiado similar a Match.com.

Estas acusaciones ocurren mientras Silicon Valley sufre críticas por una atmósfera hostil hacia el género femenino, lo cual contribuye al bajo número de ejecutivas y fundadoras en compañías tecnológicas, según los activistas. (Información de Sarah McBride; Traducido por Francisco Pazos)