Un juez iraní cita al creador de Facebook por violación de privacidad

martes 27 de mayo de 2014 17:58 CEST
 

DUBAI, 27 may (Reuters) - Un tribunal conservador de Irán abrió un caso contra los servicios de mensajería instantánea WhatsApp e Instagram, además de citar al consejero delegado de Facebook, Mark Zuckerberg, por denuncias de violación de la privacidad, informó el martes la agencia estatal de noticias ISNA.

El caso subraya el creciente enfrentamiento entre el giro dado por el presidente moderado iraní, Hasan Rohani, para incrementar las libertades en Internet y las demandas del poder judicial conservador de aumentar los controles.

El tribunal iraní de la provincia de Fars abrió casos contra las redes sociales después de que unos ciudadanos denunciaran violaciones de su privacidad.

"Según la decisión del tribunal, el director sionista de la compañía de Facebook, o su abogado oficial, debe aparecer en el tribunal para defenderse a sí mismo y pagar por posibles pérdidas", dijo Ruholá Momen Nasab, un responsable iraní de Internet, según la agencia de noticias estatal ISNA, refiriéndose al origen judío de Zuckerberg.

Zuckerberg, cuya empresa posee WhatsApp e Instagram, es probable que no haga caso a la citación.

Irán aún está bajo sanciones internacionales sobre sus actividades nucleares y es difícil para los ciudadanos estadounidenses conseguir visados para viajar, incluso si quieren ir de visita.

El uso de Internet es alto en Irán, en parte porque muchos jóvenes iraníes acuden a la red para traspasar la prohibición oficial sobre los productos culturales occidentales, y Teherán ocasionalmente filtra populares páginas web como Twitter y Facebook.

Rohani, en relación con el reto que suponen las líneas duras que han apoyado la censura en Internet, dijo a principios de mes que Irán debería aceptar Internet en vez de verlo como una amenaza.

Un responsable de la administración de Rohani dijo que Irán disminuiría la censura en Internet introduciendo un "filtrado inteligente", que sólo eliminaría las páginas que el Gobierno islámico considera inmorales. (Información de Michelle Moghtader; Traducido por María Vega Paúl en la redacción de Madrid)