Los pedidos de bienes duraderos en EEUU aumentan inesperadamente en abril

martes 27 de mayo de 2014 15:12 CEST
 

WASHINGTON, 27 may (Reuters) - Los pedidos de bienes duraderos manufacturados en Estados Unidos aumentaron inesperadamente en abril, pero una caída en un indicador que sirve para medir los planes de gasto de capital podría atenuar las expectativas de una mejora significativa del crecimiento económico este trimestre.

El Departamento de Comercio dijo el martes que los pedidos de bienes duraderos se incrementaron el 0,8 por ciento. La cifra de marzo fue revisada a un avance de 3,6 por ciento.

Los economistas encuestados por Reuters esperaban para abril una baja del 0,5 por ciento tras un aumento reportado anteriormente del 2,5 por ciento en marzo.

La demanda de bienes de defensa aumentó y también crecieron los pedidos de productos de metal, equipos de transporte y eléctricos, entre otros.

Los bienes duraderos abarcan desde tostadoras a aviones, ya que se definen como productos con una vida útil de tres años o más.

Los bienes de capital fuera del sector de la defensa sin contar aeronaves, un aspecto que es seguido de cerca porque representa los planes de gasto de las empresas, bajaron un 1,2 por ciento tras crecer un revisado 4,7 por ciento en marzo, que fue el mayor avance desde noviembre.

Los economistas habían previsto para este rubro, llamado bienes de capital subyacentes, un aumento del 0,2 por ciento el mes pasado luego de un incremento reportado previamente del 2,9 por ciento en marzo.

El informe podría hacer que algunos economistas rebajen sus expectativas de un fuerte incremento del crecimiento general en el segundo trimestre después de que la economía se resintió en los tres primeros meses del año.

Los envíos de bienes de capital subyacentes bajaron un 0,4 por ciento el mes pasado. Esta categoría es la que se usa para calcular el gasto en equipos en la medición del Producto Interior Bruto (PIB) del Gobierno. En marzo había aumentado 2,1 por ciento.

Los pedidos de bienes de defensa se elevaron el 39,3 por ciento, la mayor subida desde diciembre de 2012. (Información de Lucia Mutikani; Traducido por la Mesa de Santiago de Chile; Edición de Teresa Larraz en la Redacción de Madrid)