6 de mayo de 2014 / 16:44 / hace 3 años

Un nuevo documental explora el tiroteo en una mina de Sudáfrica

3 MIN. DE LECTURA

* La masacre de Marikana horrorizó a Sudáfrica

* El director dice que hay que hacer justicia con los mineros

* La última huelga de mineros de platino dura 15 semanas

Por Nomatter Ndebele

JOHANNESBURGO, 6 may (Reuters) - Era como una escena de los días más oscuros del apartheid: la policía sudafricana abriendo fuego, matando a 34 mineros negros que pedían un "sueldo para vivir" a una empresa internacional rica en capital.

Pero las muertes en la mina de Marikana de platino de la compañía Lonmin ocurrieron el 16 de agosto de 2012, casi dos décadas después de que la "nación arco iris" de Nelson Mandela pasase de un gobierno controlado por una minoría blanca a una democracia multirracial.

Un nuevo documental llamado "Miners Shot Down", del director sudafricano Rehad Desai, explora estos sucesos que de lo que se ha llamado "la masacre de Marikana".

La película tiene una repercusión especial en este momento porque la mayoría de los mineros de platino del país han estado en huelga pidiendo un "sueldo para vivir" de 12.500 rands (unos 855 euros) al mes durante las últimas 15 semanas y el miércoles se celebrarán elecciones generales.

"La clave aquí en realidad es que 12.500 es la demanda formal", dijo Desao a Reuters en una proyección en Johannesburgo el pasado jueves, que fue el Día del Trabajador, festividad en Sudáfrica.

"Pero lo que de verdad se les atasca en la garganta a estos mineros es (tener) su dignidad arrancada porque sus jefes no estaban preparados para hablar con ellos como seres humanos".

"Creo que necesitamos saber y recordar, ahora y en los próximos años y por nuestros hijos, lo que ocurrió en Marikana".

El documental muestra entrevistas con supervivientes y utiliza imágenes como una grabación de vídeo de los disparos hecha por el cámara de Reuters Dinky Mkhize.

La obra de Desai comienza una semana antes de las muertes, después de que estallase una huelga ilegal en los trabajos de Lonmin, generando una espiral de violencia.

La película muestra a trabajadores intentando hablar con los gestores de las minas y como son rechazados mientras la violencia, que incluye el asesinato de agentes de policía y guardias de seguridad, sigue escalando.

"La vida de una persona negra es tan barata en Sudáfrica, nos matarán", dijo el presidente de AMCU, Joseph Mathunjwa, que lidera la actual huelga minera, en unas imágenes de archivo grabadas horas antes de los asesinatos

Aunque las condiciones y las paga han mejorado relativamente desde el final del apartheid, muchos mineros negros todavía sienten que no obtienen beneficios justos de la riqueza de la minería del país por el trabajo duro y a menudo peligroso que hacen bajo tierra. (Traducido por María Vega Paúl en la redacción de Madrid)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below