CE y FMI aplauden reestructuración banca España, piden cautela

lunes 16 de diciembre de 2013 16:10 CET
 

MADRID, 16 dic (Reuters) - Los inspectores del Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Comisión Europea (CE) que supervisan el rescate bancario en España coincidieron el lunes en destacar los avances del proceso pero animaron a mantener una vigilancia estrecha y advirtieron de riesgos ligados al ciclo económico.

"Pese al sustancial progreso (...) persisten desafíos para el sector financiero al continuar la economía en un proceso de desapalancamiento del sector privado y una consolidación fiscal que puede frenar el ritmo de la recuperación, con repercusiones directas sobre la rentabilidad bancaria", dijo el FMI en un comunicado con las conclusiones preliminares de su quinta visita al país.

La CE, por su parte, dice que la rentabilidad del sector puede verse afectada todavía en los próximos años por unos márgenes financieros escasos y la continuada presión sobre la calidad de los activos.

Ente otros factores de incertidumbre a corto plazo, el organismo internacional menciona la "incertidumbre" que rodea a la metodología que se aplicará en Europa en la revisión de la calidad de activos de la banca y las posteriores pruebas de resistencia en 2014.

Tanto el FMI como la Comisión Europea piden también prestar especial atención a las entidades participadas por el Estado a través del FROB.

"Los políticos y supervisores necesitan continuar prestando especial atención a los bancos actualmente controlados por el FROB, para asegurar que tanto la gestión como los modelos de negocio persigan que las entidades avancen", explicó la CE.

Los técnicos de la Comisión también hicieron mención específica a la Sareb, conocida popularmente como el banco malo, para que prosiga con una política importante de venta de activos maximizando los resultados financieros y contribuyendo a estabilizar el dañado mercado inmobiliario en España.

En vísperas de la Cumbre Europea que se celebrará el jueves y viernes en la que se abordará la esperada Unión Bancaria, el FMI dice que la prioridad ha de ser avanzar en este proceso y mantener una política monetaria que ayude a deshacer la fragmentación financiera, mejore las condiciones de crédito y apoye la recuperación.

El informe final sobre el proceso de recapitalización está previsto para principios de febrero después de que España haya utilizado 41.300 millones de los 100.000 millones de euros concedidos en ayudas europeas para sanear al sector financiero.

A mediados de noviembre, los socios europeos acordaron no prolongar la ayuda a la banca española. (Información de Jesús Aguado; Editado por Carlos Ruano)