España aplicará rebajas a tasas aeropuertos para elevar tráfico

lunes 14 de octubre de 2013 13:38 CEST
 

MADRID, 14 oct (Reuters) - El Ministerio de Fomento español anunció el lunes descuentos en las tasas aeroportuarias de hasta el 100 por cien para aumentar el tráfico en los 46 aeropuertos españoles.

Según la ministra de Fomento, Ana Pastor, esta medida podría incrementar el tráfico en los aeropuertos españoles en torno a un 2 por ciento (equivalente a un aumento de casi 4 millones de pasajeros)

"Estos incentivos van a ser los más importantes que hay en Europa", dijo Pastor.

Las bonificaciones, que entrarán en vigor el 1 de enero de 2014, se aplicarán para la apertura de nuevas rutas y para otras medidas que contribuyan al crecimiento del tráfico aéreo total, dijo el gestor aeroportuario Aena en una nota de prensa.

"Se reduce en el 75 por ciento la tasa de pasajero para viajeros adicionales en una ruta ... En las rutas a nuevos destinos se incentivará el 100 por ciento de la tasa de pasajero", dijo la nota de Aena.

Con esta medida, el gestor aeroportuario amortiguará el aumento de tasas aplicado entre 2011 y 2013, que provocó que se duplicaran las tasas aéreas en los dos principales aeropuertos españoles, Madrid y Barcelona.

Esta subida había sido fuertemente criticada por las aerolíneas que operan en España. En señal de protesta, Easyjet cerró su base operativa en Madrid en verano de 2012 y Ryanair redujo frecuencias y rutas.

A consecuencia de la eliminación de rutas y de la caída de la demanda en las rutas domésticas, el tráfico de pasajeros ha bajado en los primeros nueves meses del año en el conjunto de los aeropuertos españoles en un 4,9 por ciento a 146,5 millones de viajantes, un descenso de 7,5 millones de pasajeros sobre el mismo periodo del año anterior, según datos oficiales.

El aeropuerto más afectado -- y también el más caro desde la entrada en vigor de las nuevas tasas -- ha sido Madrid-Barajas, con un descenso del tráfico del 14,9 por ciento en lo que va de año, aunque este descenso se debe también en parte a la reestructuración de Iberia, principal inquilino de la terminal T4 de Barajas. (Información de Robert Hetz, editado por Blanca Rodríguez)