Tokyo Electric detecta una fuga de agua contaminada en Fukushima

martes 1 de octubre de 2013 11:40 CEST
 

TOKIO, 1 oct (Reuters) - El operador de la dañada central nuclear de Fukushima en Japón dijo el martes que se ha producido una fuga de cuatro toneladas de agua de lluvia contaminada con niveles bajos de radiación durante una operación para trasladar el agua entre zonas con tanques de almacenamientZXo.

Tokyo Electric Power Co (Tepco) está intentando contener el agua contaminada en Fukushima después de hallar que 300 toneladas de agua radiactiva se habían filtrado desde un tanque en la central. Fukushima sufrió una triple fusión nuclear y explosiones de hidrógeno tras el terremoto y posterior tsunami del 11 de marzo de 2011.

Las fuertes lluvias durante un tifón reciente inundaron una de las zonas de tanques en los que Tepco almacena el agua sobrante que se echó sobre los rectores dañados para enfriarlos, dijo un portavoz.

Después de que unos análisis el mes pasado mostraran que el agua contaminada contenía 160 becquereles por litro de radiación, - un nivel relativamente bajo -, responsables de Tepco decidieron transferir el agua a otra zona con tanques, explicó.

En ese traslado un empleado encontró la fuga, que la compañía calcula en cuatro toneladas y que fueron absorbidas por el terreno, agregó.

La empresa afronta la perspectiva de más fuertes lluvias en los próximos días a medida que se acerca otra tormenta a Japón por el sur. Se espera que la depresión tropical Sepat gane fuerza durante la noche y llegue a las cercanías de Fukushima a las 12:00 GMT del miércoles, según el Centro de Advertencia de Tifones de la Armada de EEUU.

Tepco ha estado bombeando cientos de toneladas de agua cada día sobre los reactores de Fukushima para enfriarlos y almacena el agua radiactiva en tanques por encima de la superficie. En agosto, dijo que al menos uno de esos tanques construidos rápidamente tenía fugas.

También encontró altos niveles de radiación justo por encima del terreno cerca de otros tanques, lo que sugiere que hay profundos problemas estructurales con los mismos.

El mismo martes, Tepco dijo que una de las tres unidades que inyecta nitrógeno a los reactores dañados tuvo que ser cerrada por una manipulación equivocada de un trabajador, pero que fue reiniciada posteriormente. La empresa inyecta nitrógeno en los reactores para evitar explosiones como las que tuvieron lugar en los primeros días tras el desastre. (Información de Mari Saito; Traducido por Teresa Larraz en la Redacción de Madrid)