El Moto X de Motorola es colorido, pero no acabará con el iPhone -críticas

miércoles 7 de agosto de 2013 18:33 CEST
 

7 ago (Reuters) - El "Moto X" de Motorola, el primer dispositivo representativo del fabricante de móviles desde que Google compró la compañía en 2012, destaca en un mercado saturado por sus colores y materiales adaptables, pero no acabará con el iPhone, según las críticas.

El esperado Moto X es el último intento de Motorola de entrar en un mercado de los 'smartphones' dominado por Apple y Samsung Electronics.

Las críticas publicadas en el Wall Street Journal y en el New York Times el martes elogiaron los colores y materiales adaptables del teléfono, pero indicaron que en otros rasgos no suponía un gran cambio.

Walter Mossberg escribió en el Wall Street Journal que "Moto X es un teléfono innovador, no revolucionario. Pero podría apuntar a un futuro más revolucionario".

Mossberg subrayó que a diferencia de otros teléfonos, el Moto X está siempre atento para recibir una orden por voz sin la necesidad de activar un comando.

"Pero no diría que el Moto X sea un cambio realmente innovador, como lo fue el iPhone original en 2007", escribió (link.reuters.com/gyb32v).

Motorola, cuya fracción del mercado de telefonía móvil ha caído a menos del 2 por ciento, apuesta por poder ganar consumidores ofreciendo una amplia paleta de colores para personalizar el teléfono, así como materiales no habituales como madera.

Katherine Boehret escribió en otra crítica en el Journal que el "Moto X destaca en un mar de teléfonos similares", alabando las opciones de personalización del teléfono.

En el New York Times, David Pogue destacó la forma en que el Moto X detecta que el usuario está en movimiento cuando va conduciendo.

"Empieza a leer los mensajes nuevos de texto en voz alta, redireccionando las llamadas a través del altavoz", dijo Pogue (link.reuters.com/pyb32v). (Información de Sakthi Prasad en Bangalore; Traducido por Inmaculada Sanz)