Un dron no tripulado aterriza en un portaaviones de EEUU por primera vez

jueves 11 de julio de 2013 16:10 CEST
 

Por David Alexander

A BORDO DEL GEORGE H.W. BUSH, 11 jul (Reuters) - Un dron no tripulado realizó el miércoles una maniobra que estaba considerada desde hace tiempo el mayor reto de la aviación naval: aterrizar a bordo de un portaaviones - en un hito que elevó las expectativas de incorporar en barcos drones que tengan con capacidades de reconocimiento y ataque.

El avión de Northrop Grumman X-47B apodado "Salty Dog 502" despegó de la Patuxent River Naval Air Station y saliendo de un cielo nuboso en la costa de Virginia aterrizó contra un cable de frenado en la cubierta del USS George H.W. Bush, que navegaba en el océano Atlántico.

"No ocurre a menudo que tengas la oportunidad de ver el futuro, pero eso es lo que pudimos hacer hoy", dijo el secretario de Defensa Ray Mabus, que presenció el aterrizaje y lo comparó con el primer aterrizaje de un avión tripulado en un portaaviones hace un siglo.

El logro se produce mientras la Marina sopesa el papel que los nuevos drones, a bordo de barcos, podrían desempeñar en el futuro para las Fuerzas Armadas de EEUU, mientras algunos expertos se cuestionan si la Marina en realidad necesita estos aviones no tripulados.

El "Salty Dog" es uno de los dos aviones experimentales X-47B construidos por Northrop Grumman dentro de un programa para poner a prueba la viabilidad de integrar aviones no tripulados en las operaciones de los portaaviones. (Traducido por Emma Pinedo)