Bersani trata de buscar una solución a la parálisis en Italia

miércoles 6 de marzo de 2013 23:08 CET
 

Por James Mackenzie

ROMA, 6 mar (Reuters) - El líder del centroizquierda en Italia, Pier Luigi Bersani, reunió el miércoles a su partido en apoyo de un plan para formar un gobierno en minoría que tenga el apoyo del populista Beppe Grillo después de no haber logrado una victoria contundente en las elecciones de la semana pasada.

Bersani, cuya coalición perdió una ventaja que llegó a los 10 puntos en los sondeos pre electorales, consiguió el control de la Cámara de Diputados pero no el del Senado.

El resultado es que ningún grupo puede formar gobierno por sí solo, lo que deja a Italia ante la perspectiva de semanas de incertidumbre. En caso de no llegarse a un acuerdo, se podrían convocar nuevas elecciones en unos meses.

Poniendo de manifiesto la presión sobre los políticos para que formen un gobierno que afronte una de las deudas más grandes del mundo, la agencia DBRS redujo la calificación crediticia del país de A a A (baja), citando la incertidumbre política y una recesión prolongada.

En una intervención ante los dirigentes del Partido Democrático celebrada en Roma, Bersani admitió que el resultado era una derrota, pero dijo que la izquierda es la única fuerza política capaz de formar gobierno.

"Estamos preparados, si nos llaman, para proponer un gobierno de cambio basado en un programa básico", dijo. "Su propósito será abrir el camino para el parlamento".

Este antiguo ministro de Industria de 61 años destacó un programa con ocho puntos que llevaría ante el Parlamento, con aspectos como estimular el crecimiento, reducir la burocracia y luchar contra la corrupción.

Volvió a descartar un acuerdo con el líder del centroderecha, Silvio Berlusconi, cuyo gobierno plagado de escándalos cayó a finales de 2011 con la crisis de la eurozona en sus niveles máximos, ya que afirmó que un pacto con el millonario de 76 años no sería "creíble ni posible".   Continuación...