29 de marzo de 2016 / 15:58 / hace un año

Logoplaste contrata a Credit Suisse para estudiar opciones de crecimiento- fuentes

LONDRES/LISBOA, 29 mar (Reuters) - La familia propietaria del grupo de envases de plástico Logoplaste está estudiando maneras de financiar su expansión, dijo el martes a Reuters el fundador y consejero ejecutivo Filipe de Botton.

Cinco fuentes dijeron que los propietarios de Logoplaste han contratado a Credit Suisse para analizar opciones incluida la posible venta del negocio, que ha sido valorado por los fondos de inversión interesados en unos 650 millones de euros ($727 millones), aunque de Botton dijo que no se estaba preparando una venta.

Entre los clientes de Logoplaste están botellas para las marcas de bebidas Jose Cuervo, Lucozade y para el detergente Fairy.

Una serie de fondos ya han enviado ofertas preliminares por la compañía, dijeron las fuentes. Advent, CVC, PAI, Carlyle y la canadiense Onex están interesados, añadió una de las fuentes, señalando que no había cerrado ningún acuerdo.

Credit Suisse y Advent rechazaron hacer comentarios. Carlyle, CVC, Onex y PAI no respondieron de manera inmediata a peticiones de comentarios.

Logoplaste es propiedad de la familia de Botton. Filipe de Botton es un ex banquero y aficionado a las carreras de vehículos todoterreno, que fundó la compañía en 1976 con su padre. La compañía que fabrica envases de plástico rígido gestiona 59 fábricas en 17 países.

Las embotelladoras son considerados inversiones atractivas por sus recurrentes flujos de caja y por encontrarse en sectores más anticíclicos como los de alimentación, bebida y cuidado personal.

“ESTUDIANDO OPCIONES”

De Botton dijo que los ingresos anuales de Logoplaste alcanzan unos 650 millones de euros y deberían crecer hasta por encima de los 1.000 millones en los próximos tres a cuatro años, aunque no confirmó ni negó la valoración otorgada por las fuentes.

“Tenemos grandes proyectos de expansión para duplicar el tamaño de la empresa en términos de volumen de negocios en los próximos años. Nosotros pensamos quedarnos en el cargo y con el control. No vamos sacar a bolsa la compañía tampoco. Mientras sea accionista no lo haré porque puede ser bastante caro”, dijo de Botton.

“Lo que estamos estudiando es varias formas de financiar nuestra expansión y una de ellas es a través de bonos de alto rendimiento que se podrían ofrecer a las empresas de capital riesgo. Pero eso es sólo una opción posible. También estamos hablando con nuestros bancos por los préstamos directos y estudiar otras opciones, pero ninguna venta de la empresa”, agregó.

La empresa busca reducir costes con una estrategia en la que las fábricas embotellan los productos al lado de donde se producen, en lugar de transportarlos a factorías en otros lugares.

El año pasado las operaciones corporativas en el sector de envasados alcanzaron los 24.900 millones de dólares nivel mundial, según datos de Thomson Reuters. Una de las operaciones más grandes fue la compra de la compañía suiza SIG Combibloc Group por Onex por un importe de 3.750 millones de euros. (Información de Freya Berry, Andrés González y Pamela Barbaglia; información adicional de Andrei Khalip, editado por David Evans)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below