Un nuevo informe revela el abismo entre las emisiones de VW y la realidad

lunes 28 de septiembre de 2015 12:37 CEST
 

BERLÍN/BRUSELAS, 28 sep (Reuters) - Los vehículos nuevos que actualmente circulan en Europa emiten un 40 por ciento más de dióxido de carbono que lo que marcaron las pruebas sobre emisiones de Volkswagen, según afirmó este lunes la Federación Europea de Transporte y Medio Ambiente (T&E), añadiendo que el falseamiento de las pruebas de emisiones constituye sólo una pequeña parte del gran engaño.

El mayor fabricante de automóviles de Alemania admitió que utilizó un software en sus vehículos para manipular la cantidad de emisiones tóxicas y asegurarse de que pasaba los controles de óxidos de nitrógeno impuestos por Estados Unidos. Asimismo, reconoció que al menos 11 millones de vehículos contaban con este dispositivo.

El informe de T&E, una asociación que trabaja de forma estrecha con la Comisión Europea, reconoció que estos datos no prueban que otros fabricantes hayan usado dispositivos similares.

Sin embargo, la diferencia entre los resultados de los laboratorios y la cantidad de dióxido de carbono emitido en las carreteras, incluidos los óxidos de nitrógeno, es tal que ha sido necesario ampliar las investigaciones para descubrir cómo consiguieron enmascarar los niveles de emisiones los fabricantes.

Estos análisis revelaron que algunos vehículos nuevos de las marcas Mercedes,, BMW y Peugeot habrían estado usando un 50 por ciento más de combustible que la cifra aportada por los fabricantes.

RUEDAN LAS PRIMERAS CABEZAS

Volkswagen decidió este lunes suspender de empleo a varios altos cargos de I+D que trabajaban para su marca principal, la división de lujo Audi y la de vehículos deportivos Porsche, según pudo conocer Reuters en Berlín.

El consejo de supervisión de la compañía automotriz ya anunció el viernes que había acordado apartar a varios empleados hasta que se aclarasen los detalles del escándalo sobre las emisiones, sin revelar ningún nombre.   Continuación...