El Ibex abre con leve baja tras el acuerdo griego y la devaluación del yuan

martes 11 de agosto de 2015 09:48 CEST
 

MADRID, 11 ago (Reuters) - La bolsa española cotizaba levemente a la baja en las primeras operaciones del martes en una sesión volátil, en línea con otros mercados en Europa, tras la devaluación del yuan chino después de una serie de débiles datos económicos.

El anuncio del Banco Central Chino de devaluar el yuan hacía caer los mercados en las primeras operaciones.

En el plano europeo, el acuerdo alcanzado por Grecia y sus acreedores a primera hora del martes alentaba a los analistas a prever que el plan de varios millones de euros ayude a Grecia a permanecer en el bloque de la moneda única y evitar la bancarrota.

En un día característicamente veraniego con pocas referencias empresariales y poco volumen, el mercado se centrará en el dato ZEW alemán y ya por la tarde en los costes laborales en Estados Unidos.

Tras recuperar el lunes los 11.300 puntos, el selectivo bajaba a las 09:42 un 0,35 por ciento a 11.272,6 puntos, mientras que el paneuropeo Eurofirst 300 se dejaba un 0,55 por ciento.

Entre los valores que más caían se encontraban Arcelor Mittal, que perdía un 2,5 por ciento; Acerinox , que retrocedía un 1,6 por ciento, o Indra, que bajaba un 1,8 por ciento.

Al igual que Indra, el mercado seguía penalizando a OHL por su endeudamiento en plena ampliación de capital, con pérdidas del 1,2 por ciento.

En el sector bancario, los dos grandes, Santander y BBVA, bajaban en torno al 0,2 por ciento.

Algunos grandes valores, como Inditex apuntalaban la caída con un descenso del 1,448 por ciento.

Entre los valores que más subían en el parqué madrileño se situaba Abengoa, que ganaba algo más de un 1 por ciento tras anunciar un contrato por algo más de 17 millones de dólares en México.

Abertis, que la víspera anunció negociaciones exclusivas para hacerse con una participación mayoritaria de dos autopistas en Italia, subía un 0,26 por ciento en las primeras operaciones. (Información de Inmaculada Sanz; Editado por Rodrigo de Miguel)