Basilea propone reforzar capital para cubrir el riesgo de alzas de tipos

lunes 8 de junio de 2015 13:54 CEST
 

Por Huw Jones

8 jun (Reuters) - Los reguladores bancarios globales han propuesto dos opciones para forzar a los bancos a que acumulen más capital con el fin de protegerse contra los riesgos de las subidas de tipos de interés.

El Comité de Supervisión Bancaria de Basilea, un organismo formado por los supervisores bancarios de casi 30 países, publicó el lunes un documento de consulta pública que establece dos alternativas: un recargo de capital mínimo obligatorio para los bancos y una reserva discrecional establecida por supervisores.

Después de que acabe el periodo de consultas públicas en septiembre, el Comité decidirá qué enfoque elige y cuándo entrará en vigor.

Basilea dijo que su revisión sobre cómo tratan los bancos el impacto de los riesgos de tipos de interés en su cartera de inversiones tenía como principal objetivo asegurarse de que las entidades crediticias mantienen suficiente capital con el que cubrir las pérdidas potenciales por la exposición a los cambios en los costes de endeudamiento.

"Esto es particularmente importante a la luz del actual entorno de tipos de interés excepcionalmente bajos en muchas jurisdicciones", dijo el Comité en un comunicado.

Se espera que la Reserva Federal sea el primer banco central que comience a subir los tipos, un paso que según algunos podría crear volatilidad en los mercados.

No hay una norma fija de carácter mundial que establezca los niveles de capital para cubrir los riesgos de tipos de interés y, aunque los bancos reservan capital, la cantidad varía mucho según entidades y países.

Bajo la supervisión de Basilea, los bancos tendrían que publicar la cantidad de capital con la que cuentan con el fin de aumentar la transparencia de los mercados.

Los reguladores no fueron capaces de ponerse de acuerdo en una sola propuesta, debido a países de tipos de interés mucho más altos, como es el caso de China, lo que dificulta la fijación de colchones de capital obligatorios.

Basilea dijo que incluso aunque finalmente se adopte el denominado "Pilar II", un modelo de supervisión discrecional, todavía supondría una supervisión "híbrida" con elementos obligatorios que reducen el margen de maniobra de los reguladores nacionales. (Información de Huw Jones, traducido por Tomás Cobos en Madrid)