Operadoras de EEUU comienzan a lanzar servicios móviles de prepago para llamar a Cuba

viernes 17 de abril de 2015 10:01 CEST
 

Por David Adams y Francisco Alvarado

MIAMI, 16 abr (Reuters) - La operadora de móvil estadounidense Boost Mobile, parte de Sprint Corp, lanzó el jueves un plan de prepago para que consumidores estadounidenses puedan llamar y enviar mensajes de texto a Cuba, aprovechando el la flexibilización de las regulaciones comerciales con la isla.

Las nuevas políticas del Gobierno del presidente Barack Obama, aprobadas por el Tesoro y el Departamento de Comercio, han abierto el camino para que las empresas de telecomunicaciones estadounidenses comiencen a ofrecer servicios hacia Cuba.

Boost Mobile ofrece servicios de prepago móviles sin necesidad de un contrato de largo plazo.

La compañía anunció un plan de 50 dólares mensuales en lo que describió como la tarifa por minuto más baja entre los operadores de prepago para llamar a Cuba, incluyendo mensajes de texto ilimitados.

"Esperamos que este sea un significativo inicio para reducir los costes de las llamadas a Cuba en general y a la vez obtener algunos suscriptores más", dijo el presidente de Boost Mobile y Sprint Prepaid, Dow Draper, en una conferencia de prensa.

Las comunicaciones telefónicas entre los dos países habían tenido que pasar por terceros países, tras las sanciones que Estados Unidos impuso a La Habana en la década de 1960, lo que incrementó fuertemente los costes.

El servicio de la filial de Sprint se está lanzando en Miami, donde reside el núcleo de la comunidad estadounidense de origen cubano, que alcanza los dos millones en todo Estados Unidos.

Apenas 2 millones de los 11 millones de habitantes de Cuba tienen teléfonos celulares. Funcionarios de la isla dicen que el embargo de Estados Unidos es lo que explica el débil desarrollo del sector y sostienen que esperan lograr que un 60 por ciento de la población acceda a móviles antes del 2020.

Washington ha fijado la conectividad como una prioridad en su nueva relación con La Habana. Equipos, tecnología y servicios de telecomunicaciones estuvieron entre los primeros elementos que recibieron exenciones al embargo después de que Estados Unidos y Cuba anunciaran en diciembre que buscarán restablecer sus relaciones diplomáticas. (Información de David Adams y Francisco Alvarado; traducido por la mesa de Santiago de Chile, editado por Víctor Nauzet Hernández en la redacción de Madrid)