Suiza alcanza nuevo récord de divisas extranjeras en febrero

viernes 6 de marzo de 2015 11:54 CET
 

ZURICH, 6 mar (Reuters) - Las reservas de divisas extranjeras de Suiza alcanzaron un nuevo récord en febrero, pero los analistas se mostraron divididos sobre si esto se debió a las fluctuaciones monetarias o a la intervención del banco central en el mercado después eliminar este año la vinculación del franco suizo con el euro.

El Banco Nacional Suizo dijo que contaba con 509.250 millones de francos suizos en moneda extranjera a finales de febrero, en comparación con una cifra revisada de 498.463 millones de francos celebradas en el mes anterior.

Febrero es el primer mes completo en el que las reservas muestran variaciones desde que el banco central helvético conmocionase los mercados financieros a mediados de enero poniendo fin al tipo de cambio máximo frente al euro al que llevaba ligado el franco más de tres años.

Un economista de la casa de valores Swissquote dijo que el incremento de divisas de casi 11.000 millones planteó la sospecha de que el banco central seguía interviniendo.

Sin embargo, otros dijeron que el aumento se debió principalmente a una ligera depreciación del franco en febrero, lo que hizo más valiosas las reservas de moneda extranjera.

"Eso sugiere que el movimiento del franco en febrero se ha visto impulsado por fuerzas del mercado más que por el banco central, y también que el banco central se encuentra cómodo con los niveles actuales", dijo Michael Sneyd, estratega de BNP Paribas en Londres.

El banco central no especifica la composición de sus reservas de moneda extranjera y su valor se mide en francos suizos.

El Banco Nacional Suizo no estaba disponible de inmediato para comentar si había realizado compras de divisas el mes pasado o si había intervenido para mantener abajo el franco.

Desde finales de enero, el franco ha caído alrededor de un 2 por ciento frente al euro pero la moneda suiza sigue apreciándose más del 10 por ciento desde que se quitó el tipo de cambio máximo. (Información de Karolin Schaps y Katharina Bart, información adicional de Patrick Graham en Londres, traducción de Jose Elías Rodríguez)