Tsipras confía en llegar a un compromiso con Europa

lunes 9 de febrero de 2015 16:04 CET
 

VIENA/ATENAS, 9 feb (Reuters) - El Gobierno griego confía en alcanzar un acuerdo con sus socios europeos en los próximos días, dijo el lunes el primer ministro, Alexis Tsipras, en un intento de acabar con la creciente preocupación sobre el futuro del país en la eurozona.

En declaraciones en Viena tras unas conversaciones con el canciller austriaco, Werner Faymann, Tsipras renovó su deseo de alcanzar un acuerdo "puente" con sus socios desde finales de febrero a junio para mantener a flote a Atenas hasta que pueda reemplazar su actual programa de rescate.

Grecia afronta la incertidumbre sobre su capacidad para financiarse una vez expire el rescate de la UE y el FMI el 28 de febrero. Rechaza la extensión de un programa que dice que es "cruel" pero los socios europeos se han negado a aceptar los planes de Atenas de abandonar las reformas prometidas bajo el programa.

El panorama tan distinto de Atenas y el resto de Europa desencadenó otra jornada de caídas en los mercados y bonos griegos en medio de los crecientes rumores de que Grecia está de nuevo coqueteando con la posibilidad de una salida de la eurozona.

"Confío en que habrá un acuerdo con nuestros socios teniendo de base nuestro plan", dijo Tsipras. "Aún no hemos escuchado ninguna propuesta alternativa específica y viable".

Prometiendo que el plan de Grecia no costaría dinero a los contribuyentes europeos, Tsipras dijo que no quería enfrentarse con los prestamistas.

"No creo que haya ninguna razón seria para que no haya un acuerdo entre Grecia y sus socios, sólo razones políticas", dijo.

Mientras, en Atenas, el ministro de Finanzas, Yanis Varoufakis, en una intervención ante el Parlamento, continuó la dura retórica contra el rescate que ha asustado a los inversores, en esta ocasión calificando su impacto de "tóxico".

"Desgraciadamente, la llamada medicina es tóxica", dijo el flamante ministro de Finanzas. "Y lo peor es que el doctor lo sabe", añadió.

Pero también prometió no dar al traste con los progresos para arreglar las finanzas griegas, afirmando que Atenas intentaba mantener su superávit presupuestario primario para este año en el 1,5 por ciento del PIB alcanzado el año pasado. El rescate exigía a Grecia que registrara un superávit del 3 por ciento este año.

También prometió aplicar "profundas reformas", incluyendo un 70 por ciento de lo solicitado en el rescate. El restante 30 por ciento resultaba inaceptable y por lo tanto desechado, dijo. (Información de Michael Shields en Viena y Karolina Tagaris en Atenas; Traducido por Inmaculada Sanz; Editado por Tamara Fariñas Rivas)