La campaña proindependencia de Escocia plantea "ajuste de cuentas" a empresas

sábado 13 de septiembre de 2014 15:34 CEST
 

Por Guy Faulconbridge y Angus MacSwan

EDIMBURGO, 13 sep (Reuters) - La campaña por la independencia de Escocia dio un nuevo giro el sábado cuando un veterano nacionalista advirtió a empresas como BP de que podrían afrontar un castigo por plantear su preocupación por el impacto de una secesión.

Con la pertenencia a Reino Unido en vilo, el futuro económico de Escocia se ha convertido en uno de los temas más debatidos menos de seis días antes de que los escoceses decidan si separarse de los británicos.

Los nacionalistas acusan al primer ministro David Cameron de coordinar una campaña de miedo por parte de dirigentes empresariales destinada a asustar a los votantes, mientras que los unionistas dicen que la separación conlleva incertidumbre económica y financiera.

Pero el exvicerresponsable del Partido Nacionalista Escocés Jim Sillars fue mucho más lejos que el líder separatista Alex Salmond, advirtiendo de que las operaciones de BP en Escocia podrían ser nacionalizadas si los escoceses votan a favor de la secesión el 18 de septiembre.

"Este referéndum habla de poder, y cuando tengamos una mayoría por el 'sí', usaremos ese poder para ajustar cuentas con BP y la banca", dijo Sillars, nacionalista Rival de Salmond, en los medios escoceses.

"BP, en una Escocia independiente, tendrá que aprender el significado de la nacionalización, en parte o en su totalidad, como ha ocurrido en otros países que no han sido tan blandos como nos hemos visto forzados a ser", dijo Sillars.

Cuando fue preguntado por sus palabras en una entrevista radiofónica en la BBC el sábado, Sillars confirmó que había planteado la posibilidad de una nacionalización, pero dijo que había usado ese término para atraer la atención de los medios y que la nacionalización no estaba sobre la mesa.

Un portavoz de BP no quiso hacer comentarios. No fue posible contactar con una portavoz de los nacionalistas escoceses para que hiciera comentarios.   Continuación...