Compás de espera en las bolsas europeas antes de la reunión del BCE

jueves 4 de septiembre de 2014 12:23 CEST
 

PARÍS/LONDRES, 4 sep (Reuters) - Las bolsas europeas estaban el jueves en compás de espera a media sesión, tomándose un respiro tras las pronunciadas ganancias de la víspera, ya que los inversores esperaban a conocer si el Banco Central Europeo anunciará nuevas medidas inmediatas para evitar la deflación.

Las acciones de Standard Life operaban contracorriente y subían un 7,9 por ciento después de que accediera a vender sus operaciones en Canadá por unos 4.000 millones de dólares canadienses (unos 2.800 millones de euros) en efectivo a Manulife Financial Corp.

A las 0929 GMT el FTSEurofirst 300 de las principales acciones europeas caía un 0,1 por ciento a 1.384,23 puntos, por debajo de un máximo de dos meses marcado en la sesión previa.

El índice de referencia ha ganado casi un siete por ciento desde principios de agosto, alimentado por las especulaciones de que el BCE podría introducir más medidas para estimular la economía, posiblemente lanzando un programa de compra de activos, conocido en el mercado como alivio cuantitativo.

"Las acciones han recuperado la corrección del verano, pero el rally ahora carece de fuerza antes del BCE. Ya se ha subido mucho así que existe el riesgo de una caída si Draghi decepciona", dijo Vincent Ganne, analista de FXCM.

El BCE afronta una intensa presión del mercado para adoptar medidas el jueves y corre el riesgo de perder credibilidad si no respalda el mensaje de política expansiva enviado por su presidente Mario Draghi a finales del mes pasado.

Aunque otros bancos centrales han usado programas de compra de bonos, los miembros más ortodoxos del consejo del BCE, compuesto por 24 personas, se resisten.

"Si anuncia alivio cuantitativo, me sorprendería, veríamos un rally", dijo Shai Heffetz, director gerente de InterTrader.

"No obstante, la combinación de declaraciones sobre la debilidad de la economía europea y la inacción podría causar caídas del mercado". (Información de Blaise Robinson y Francesco Canepa. Traducido por Emma Pinedo)