La compra de Time Warner Cable por Comcast transformará la TV de pago

viernes 14 de febrero de 2014 11:12 CET
 

Por Liana B. Baker

14 feb (Reuters) - La propuesta de Comcast Corporation para comprar Time Warner Cable por 45.200 millones de dólares (unos 33.000 millones de euros) podría enfrentarse pronto al escrutinio de los reguladores antimonopolio en Estados Unidos, debido a que el acuerdo combinará a los dos mayores proveedores de cable en un coloso que podría remodelar la televisión de pago.

El proveedor de cable resultante de la fusión se desenvolverá en un mercado que se extiende desde Nueva York a Los Angeles, con casi un 30 por ciento de participación de mercado en la televisión de pago de Estados Unidos y una posición casi dominante en el negocio de Internet de banda ancha.

Este último factor podría generar duros cuestionamientos de las autoridades regulatorias estadounidenses.

La transacción en acciones, que podría colocar a Comcast en 19 de los 20 mayores mercados de televisión del país, le daría una ventaja sin precedentes en las negociaciones con proveedores de contenido y publicidad.

"Un acuerdo podría enfrentarse a una feroz batalla en Washington porque estás fusionando a los dos mayores operadores de cable", dijo Tony Wible, analista de Janney.

Pero destacó que aunque Comcast y Time Warner no compiten directamente en ningún mercado, y eso ayudaría a los consumidores a mantener a raya los costes de programación, "el Gobierno de todas maneras podría tener objeciones y podría preocuparle que una sola compañía controle una porción tan grande de la infraestructura de banda ancha del país".

La compra amistosa es una sorpresa después de que la rival más pequeña Charter Communications estuviera meses tratando de adquirir a Time Warner Cable y planteó cuestionamientos inmediatamente respecto a si el negocio será aprobado por el regulador.

Comcast pagará 158,82 dólares por acción, que es aproximadamente lo mismo que Time Warner Cable pedía a Charter.   Continuación...