CORREGIDO-Hollande muestra una tarjeta roja a los clubes de fútbol por los impuestos

jueves 31 de octubre de 2013 20:31 CET
 

(En último párrafo excluye al Mónaco, ya que el club no está regido por las leyes francesas)

PARÍS, 31 oct (Reuters) - El presidente francés, François Hollande, ha encontrado por fin a un colectivo al que decir "no" .

El líder socialista dijo el jueves a los propietarios de los clubes de fútbol que no tiene intención de revocar o dejarlos exentos de un impuesto del 75 por ciento para los salarios que superen el millón de euros al año, pese a una amenaza de que no haya partidos.

"La necesidad de limpiar las finanzas públicas justifica por completo el esfuerzo pedido a las empresas que eligen pagar tales salarios anuales", dijo Hollande en un comunicado tras una reunión de ejecutivos de clubes.

La decisión de Hollande de mantener el impuesto dos años contrastó con la retirada de su Gobierno en otros frentes, como la propuesta de un impuesto a los camiones que fue suspendido esta semana, tras las protestas de los granjeros y camioneros en la Bretaña.

La "ecotasa" dirigida a obtener hasta 1.000 millones de euros al año para proyectos ferroviarios se suspenderá hasta que el Ejecutivo haya ajustado su aplicación, dijo el ministro del Presupuesto Bernarda Cazeneuve a BFMTV.

La presión de los socios europeos para que Francia reduzca su déficit público ha llevado a subidas de impuestos en el presupuesto de 2014 y ha alimentado un creciente descontento, con un sondeo que muestra que Hollande tiene peor tasa de aprobación que cualquier otro presidente anterior.

El impuesto a los salarios superiores al millón de euros es un golpe para los principales clubes, que han atraído talento a la anteriormente sin lustre liga francesa con unos sueldos generosos.

Catorce de los 20 clubes de la primera división se verán afectados por la ley. Paris St Germain, controlado por fondos cataríes, será el más afectado, mientras que el Mónaco, propiedad de un multimillonario ruso, se verá exento por no estar afectado por las leyes francesas.

El PSG, que gastó más de 200 millones de euros en transferencias desde que Qatar Sports Investments se hizo cargo del club en 2011, pagaría unos 20 millones de euros, aproximadamente la mitad de lo que deberán desembolsar todos los clubes. (Traducido por Rodrigo de Miguel en la Redacción de Madrid)