ACTUALIZA 2-Expertos de la ONU confirman que se usó gas sarín en el ataque en Siria

lunes 16 de septiembre de 2013 20:06 CEST
 

(Actualiza con el informe)

Por Louis Charbonneau y Michelle Nichols

NACIONES UNIDAS, 16 sep (Reuters) - Un grupo de investigadores de Naciones Unidas confirmó el lunes que se utilizó gas sarín en un ataque del 21 de agosto en las afueras de Damasco, e hicieron hincapié en que las condiciones climáticas del momento garantizaron la muerte del mayor número posible de personas.

El informe no indica quién lanzó el ataque en el suburbio de Ghouta, en manos rebeldes.

"Basándonos en la evidencia obtenida durante la investigación del incidente en Ghouta, la conclusión es que han sido usadas armas químicas en el actual conflicto entre las partes en la República Árabe Siria (...) contra civiles, incluidos niños, en una escala relativamente amplia", señaló el informe del investigador de la ONU Ake Sellstrom de Suecia.

"En particular, las muestras ambientales, químicas y médicas que hemos recolectado brindan una evidencia clara y convincente de que fueron usados cohetes tierra-tierra que contenían el agente nervioso sarín", agrega.

El informe dijo que las condiciones climáticas del 21 de agosto aseguraron que la mayor cantidad de personas posible resultara herida o muerta. Las temperaturas habían caído entre las 02:00 y las 05:00 de la madrugada, indicó, por lo que el aire no se elevaba si no que bajaba hacia el suelo.

"Las armas químicas en esas condiciones meteorológicas maximizan su potencial impacto ya que el gas pesado puede mantenerse cerca del suelo y penetrar niveles más bajos de edificios y construcciones donde muchas personas buscaban refugio", agregó.

Los resultados de la investigación de Sellstrom no son sorprendentes. Hace varias semanas, el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, anunció que se había usado gas sarín en el ataque con armas químicas en la región de Ghouta, cerca de Damasco. Estados Unidos dijo que 1.400 personas murieron, entre ellos más de 400 niños.   Continuación...