FMI dice que usará Internet para extender la formación económica

jueves 20 de junio de 2013 09:21 CEST
 

20 jun (Reuters) - El Fondo Monetario Internacional (FMI) pondrá este año a disposición en Internet sus sesiones de formación sobre política financiera y sostenibilidad crediticia para funcionarios gubernamentales en todo el mundo, lo que permitirá que llegue a una audiencia más amplia a un menor coste, dijo el miércoles la entidad.

Los talleres financieros del FMI tratan de ayudar a los gobiernos a enfrentarse a problemas económicos y actualmente se llevan a cabo en ocho centros de formación a nivel mundial, lo que significa que los funcionarios deben viajar y permanecer en los centros durante semanas, dijo Sharmini Coorey, directora del Instituto de Desarrollo de Capacitación del FMI.

Ese modelo es costoso para el FMI y sus países acreedores y además los cursos se llenan rápido, dijo Coorey. En 2012, el FMI formó a 7.800 funcionarios en 270 talleres llevados a cabo en lugares como Singapur, Brasil, Kuwait y la isla africana de Mauricio.

"Tenemos mucha demanda para nuestra formación y no tenemos la capacidad para satisfacer esa demanda", dijo Coorey.

Los cursos por Internet estarán a cargo de edX, un grupo sin ánimo de lucro fundado por la Universidad de Harvard y el Instituto de Tecnología de Massachusetts. Hasta ahora, la plataforma ha sido usada principalmente para lanzar cursos abiertos por Internet desde universidades de elite.

Las clases se impartirán en inglés pero podrían incluir subtítulos en otros idiomas. Estarán disponibles para funcionarios gubernamentales en los próximos meses, y Coorey planea abrirlos a un público más amplio para 2014.

"Esperamos que refuerce la conciencia pública y eleve el debate sobre cuestiones económicas", dijo la funcionaria.

No se divulgó el acuerdo financiero del proyecto, pero el presidente de edX, Anant Agarwal, dijo que los cursos del FMI proporcionarían ingresos al grupo. Si es un éxito, se buscarían acuerdos similares con otras instituciones, además de entidades sin ánimo de lucro y corporaciones, agregó. (Traducido al español por la Mesa de Santiago. Editado por Jaime Giménez.)