IKEA deja de vender lasaña de alce tras encontrar restos de cerdo

sábado 6 de abril de 2013 13:46 CEST
 

ESTOCOLMO, 6 abr (Reuters) - El minorista de muebles IKEA dijo el sábado que había suspendido las ventas de lasaña de alce después de encontrar restos de cerdo en un lote del producto.

Las ventas de lasaña, de las cuales alrededor de 10.000 toneladas son producidas por un proveedor sueco de IKEA, quedaron suspendidas en las tiendas de 18 países en toda Europa después de que los controles realizados por las autoridades belgas a finales de mes mostraran que contenían restos de cerdo.

"El viernes recibimos la confirmación de que una serie de producción contenía carne de cerdo picada en una cantidad muy pequeña, casi el 1 por ciento", dijo la portavoz de IKEA Tina Kardum, añadiendo que la serie contaminada ascendió a unos 17.000 paquetes.

"Debido a esto, ahora estamos hablando con nuestro proveedor, que ha tomado las medidas para asegurarse de que esto no vuelva a suceder", añadió.

En febrero, IKEA dejó de vender sus famosas albóndigas después de que varios controles demostraran que un lote contenía carne de caballo, un descubrimiento que derivó en un escándalo sobre carne equina en toda Europa y que ha dañado la confianza en la industria alimentaria del continente. (Información de Niklas Pollard; Traducido por Leticia Núñez)