6 de diciembre de 2012 / 13:32 / hace 5 años

ACTUALIZA 2-BCE mantiene tipos al 0,75 pct, prevé sombrío 2013

5 MIN. DE LECTURA

* Banco Central Europeo mantiene tipo referencial en 0,75 pct

* BCE ve 2013 como otro año de contracción

* Draghi dice aún hay riesgos a la baja (Cambia redacción, agrega comentarios y detalles)

Por Eva Kuehnen

FRÁNCFORT, 6 dic (Reuters) - La economía de la zona euro probablemente se contraerá el próximo año como ha sucedido en 2012, pronosticó el jueves el Banco Central Europeo, tras rebajar fuertemente sus proyecciones y tras mantener los tipos de interés en el mínimo histórico de un 0,75 por ciento.

Las nuevas proyecciones del BCE ubican el Producto Interno Bruto (PIB) de la zona euro en un rango entre un -0,9 por ciento y un +0,3 por ciento el próximo año, lo que sugiere que es mucho más probable una contracción.

El presidente del BCE, Mario Draghi, afirmó que prevalecen los riesgos a la baja.

En septiembre, el cuerpo técnico del BCE estimó un rango significativamente mayor, de un PIB de la economía de la zona euro de entre -0,4 y +1,4 por ciento.

"Se prevé que la debilidad económica en la zona euro se extienda al año que viene", comentó Draghi durante una rueda de prensa tras la reunión mensual de política monetaria del BCE.

"Más tarde en 2013, la actividad económica debería recuperarse gradualmente mientras la demanda global se fortalece y se abren camino, a través de la economía, nuestra política monetaria acomodaticia y una mejoría significativa de las condiciones de mercado", agregó.

La decisión del Consejo de Gobierno del BCE de dejar su principal tipo de interés sin cambios estuvo en línea con las expectativas de analistas consultados por Reuters, que mostraron opiniones divididas sobre las posibilidades de una reducción el año próximo.

"El Consejo de Gobierno aún ve riesgos bajistas en las perspectivas económicas de la zona euro. Las mismas están principalmente relacionadas con incertidumbres sobre la resolución de los asuntos de la deuda soberana y de gobernabilidad en la zona euro", sostuvo Draghi.

Una disputa sobre la política fiscal estadounidense, que podría presagiar fuertes alzas de impuestos y recortes de gastos si no se alcanza un acuerdo antes de fin de año, también podría pesar sobre la confianza por más tiempo, dijo el presidente del BCE.

El nivel de incertidumbre quedó reflejado en el primer intento del BCE sobre pronósticos para 2014, año para el que estimó un crecimiento de entre un 0,2 por ciento y un 2,2 por ciento.

El pronóstico para 2012 fue rebajado levemente a un -0,5 por ciento.

A La Espera De españa

Draghi explicó que los tipo de interés no se subieron debido a los altos impuestos indirectos y a los crecientes precios de la energía en algunos países de la zona euro.

"Hubo una amplia discusión (...) pero el consenso fue dejar los tipos sin cambios", manifestó Draghi, en una insinuación de que hubo distintas opiniones sobre el curso a seguir.

También reveló que los consejeros discutieron sobre establecer una tasa negativa para el servicio de depósitos en el BCE, en un intento por alentar a los bancos a no acumular dinero en el BCE, sino a otorgarlo en préstamos a la economía real. Los futuros de los bunds alemanes subieron en respuesta a eso y el euro se vio presionado.

El BCE seguirá entregando a bancos de la zona euro toda la liquidez que pidan en las operaciones de refinanciamiento del banco central hasta al menos julio de 2013, añadió Draghi.

Aunque los mercados financieros se han calmado desde que la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI) establecieron nuevas medidas para ayudar a Grecia y de que el BCE prometiera que hará lo que sea necesario para preservar al euro, la economía del bloque ha caído en recesión y muestra pocas señales de que saldrá pronto de ella.

Un pronóstico de inflación de un 1,1 por ciento a un 2,1 por ciento el próximo año -que se compara con una meta del BCE de poco menos de un 2 por ciento- pareciera dar bastante espacio para reducir tipos.

Pero recientes comentarios de consejeros han sugerido que es improbable que el BCE haga eso en el futuro cercano.

El BCE aún no ha comprado deuda soberana a través de su nuevo programa -llamado Transacciones Monetarias Directas (OMT, por sus siglas en inglés)- porque España aún no ha cumplido con la condición de pedir ayuda al fondo de rescate de la zona euro.

Es el quinto mes consecutivo en el cual el BCE deja su principal tipo de interés sin cambios. (Traducción de Redacción Santiago de Chile)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below