8 de noviembre de 2012 / 17:33 / en 5 años

Siemens afina su estrategia con ahorros por 6.000 millones de euros

Por Maria Sheahan

BERLÍN, 8 nov (Reuters) - Siemens pretende ahorrar 6.000 millones de euros para finales de su ejercicio 2014, más que lo previsto, en momentos en que el grupo alemán de ingeniería trata de mantener su competitividad en un entorno global débil.

Siemens, que produce productos que van desde trenes de velocidad y turbinas de gas hasta audífonos, se ha visto presionado para reducir costos y concentrarse en sus negocios más rentables para estrechar la brecha con rivales como ABB o General Electric.

"Sabemos lo que tenemos que hacer y lo estamos haciendo", dijo el presidente ejecutivo Peter Loescher en un comunicado el jueves, después de que la compañía informara de un declive en sus beneficios trimestrales.

Los ahorros comprometidos fueron muy superiores a los entre 2.000 y 4.000 millones de euros que esperaban los analistas para los próximos dos años.

Las acciones de Siemens subían un 3,4 por ciento a las 13:10 GMT, lo que convertía a la firma en una de las de mejor desempeño en el mercado europeo.

"Vemos el programa de costes (en Siemens) significativo y creíble. Es mucho mejor de lo que muchos habían esperado", dijo Ben Uglow, analista de Morgan Stanley.

Analistas de Citi dijeron que las ganancias por acción de Siemens para 2014 podrían estar al menos un 13 por ciento por encima de lo esperado antes del anuncio de los ahorros, una combinación de reducción de costes y ganancias eficientes.

Loescher indicó que se perderían algunos de los 410.000 empleos que tiene la empresa, pero no quiso decir cuántos.

El CEO tiene la intención de incrementar las ventas anuales en alrededor de un tercio a 100.000 millones de euros en unos años, pero el difícil clima económico ha disminuido los precios y erosionado márgenes, sin esperanzas de un repunte en el corto plazo.

"Ciertamente vemos una economía global desacelerada y más viento en contra", declaró Loescher a Reuters Insider TV en una entrevista, citando la recesión en Europa e imágenes confusas provenientes de economías como China.

Siemens espera que los pedidos crezcan moderadamente en el año financiero que termina en septiembre de 2013, luego de una caída del 10 por ciento el año pasado. Además, espera que los ingresos sean menores.

Siemens, con sede en Múnich, quiere mejorar su margen de operativo en sus cuatro principales negocios a al menos un 12 por ciento respecto del 9,5 por ciento del año pasado, con lo que reduciría la creciente brecha de rentabilidad con la suiza ABB, la holandesa Philips y la estadounidense General Electric.

Los títulos de Siemens han ganado un 6,6 por ciento de valor en lo que va del año, bastante por debajo de un alza del 23 por ciento en el índice de empresas alemanas DAX.

En el cuarto trimestre fiscal de Siemens, el beneficio neto disminuyó en un 2 por ciento a 1.480 millones de euros, lastrada parcialmente por un golpe de 327 millones de euros en su negocio de petróleo y gas en Irán debido a las nuevas sanciones comerciales impuestas a ese país.

Este dato estuvo por encima de los 1.340 millones de euros que los analistas esperaban de media. (Traducido por la Mesa de Santiago de Chile; Editado por Inmaculada Sanz en Madrid)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below