Centros de transacciones de materias primas en Singapur, bajo fuego en investigaciones tributarias

lunes 13 de abril de 2015 18:37 CEST
 

Por Rachel Armstrong

SINGAPUR, 13 abr (Reuters) - Los centros de transacciones de las mayores operadoras mundiales de materias primas en Singapur están siendo investigadas por los gobiernos de algunos países productores de recursos que afirman que unidades de ese centro financiero del sudeste asiático son usadas para evadir impuestos.

Algunas de las mayores petroleras, mineras y empresas de otras materias primas del mundo registran miles de millones de dólares en ingresos en la pequeña isla estado cada año, donde los impuestos pueden ser muy bajos, lo que es perfectamente legal.

Sin embargo, puede ocurrir que se fijen precios menores a grupos de transacciones en forma deliberada para llevar allí ganancias desde unidades en otros países.

Las empresas niegan haber incurrido en alguna transferencia inapropiada de fijación de precios y afirman que están en Singapur para estar más cerca de clientes asiáticos, de expertos locales y rutas comerciales, debido a que la región responde por una creciente proporción de sus negocios.

BHP Billiton y Rio Tinto , las dos mayores mineras del mundo, registraron ingresos por cerca de 50.000 millones de dólares en Singapur en 2013, según documentos de registros corporativos del país, y anotaron una ganancia neta combinada de más de 2.000 millones de dólares.

Ambas realizan mayormente operaciones de comercio ahí, un negocio de alto volumen y bajo margen que involucra la compra de materias primas de sus operaciones globales y la venta de las mismas a sus clientes. También se preocupan de la logística y de la administración del riesgo.

Las empresas afirman que sus operaciones en Singapur no fueron establecidas para reducir impuestos, sino para servir mejor a sus clientes.

Las autoridades tributarias de Australia e Indonesia afirman que están investigando si arreglos como esos simplemente mudan ganancias desde donde son extraídas las materias primas.   Continuación...