Productoras de cobre, algo optimistas por precios del metal a mediano plazo

miércoles 19 de noviembre de 2014 14:42 CET
 

SHANGHAI, 19 nov (Reuters) - Los precios del cobre se mantendrían presionados por los crecientes suministros de minas en los próximos dos años, aunque subirían después de eso debido a la falta de grandes proyectos y cuellos de botella en refinerías, dijeron el miércoles importantes ejecutivos de grandes productoras del metal.

Considerados ampliamente como un barómetro para el crecimiento económico, los precios del cobre han perdido casi un 10 por ciento este año, en momentos en que la economía global muestra dificultades para recuperarse de la crisis financiera del 2008/09.

Las expectativas de mejores suministros, apoyados por el avance del cobre a niveles récord por encima de 10.000 dólares a inicios del 2011 y ahora ingresando al mercado, han opacado la perspectiva de precios.

Goldman Sachs redujo esta semana su pronóstico para los precios del cobre a 6.217 dólares por tonelada en el 2015, respecto a 6.400 dólares.

"El sector minero es muy vulnerable a los ciclos. Cuando hay un auge, las compañías mineras llevan a cabo grandes cenas de gala, con bombos y platillos, pero cuando el mercado está a la baja, todos tienen cara de pesimismo y la exploración se detiene", dijo Javier Targhetta, vicepresidente senior de Freeport-McMoRan Inc.

El incremento de la demanda de entre 3 y 4 por ciento anual en los próximos cinco años significa que tendrían que hallarse de 4 a 5 millones de toneladas en nuevos suministros, el equivalente a entre 10 y 12 grandes minas, dijo durante una conferencia de cobre en Shanghái.

"¿Pero donde están esas minas? No veo ninguna. Podríamos ver dos o tres grandes producciones en los próximos años pero el impacto se desvanecerá por una menor producción y leyes del mineral. Por lo que estoy extremadamente optimista sobre dónde estarán los mercados", agregó.

El cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres se negociaba en 6.643 dólares por tonelada el miércoles.

Los precios podrían alcanzar un récord de 5 dólares por libra (11.000 dólares por tonelada) en los próximos cuatro a cinco años, dada la escasez de nuevas e importantes minas y al tiempo que crecientes impurezas como el arsénico obligan a elevar los costos para las mineras, dijo Nelson Pizarro, alto ejecutivo del mayor productor mundial de cobre, Codelco.   Continuación...