India y China exigen potasa más barata ante caída de cartel

jueves 15 de agosto de 2013 16:12 CEST
 

MUMBAI/PEKIN, 15 ago (Reuters) - India y China, países compradores de potasa, buscan agresivos recortes de precios de un 25 por ciento o más intentando tomar ventaja sobre los productores después del colapso de un importante cartel.

La rusa Uralkali sacudió al mercado global de potasa a fines del mes pasado cuando se retiró de uno de los dos mayores cárteles del mundo y pronosticó que los precios del fertilizante podrían caer a 300 dólares la tonelada.

India busca un descuento de un 11 por ciento en acuerdos ya hechos para el resto de 2013 -ahorrando 90 millones de dólares o más- citando el debilitamiento de la rupia y una compensación entre el precio y el crecimiento de las ventas en el futuro.

China quiere pagar menos de 300 dólares la tonelada por los nuevos contratos para el segundo semestre de 2103 y 2014, muy por debajo de 400 dólares la tonelada pagados en el primer semestre y los 470 dólares del año pasado, resaltando sus existencias elevadas del fertilizante y una creciente producción doméstica.

"Los precios a más de 300 dólares no serán aceptados por compradores chinos, que enfrentan ahora inventarios elevados en casa y ventas lentas", dijo a Reuters Wei Chengguang, presidente de China Potassium Salts Industrial Association.

"Los importadores chinos han estado perdiendo dinero en la primera mitad y el año pasado por los elevados precios de importación", agregó Wei.

China e India son dos de los principales consumidores del nutriente para cosechas. China importa alrededor de la mitad de las 10 a 11 millones de toneladas que usa cada año. El uso de potasa en la India, que depende de las importaciones, ha caído desde alrededor de 6 millones de toneladas a 3,5 millones de toneladas debido a incrementos en los precios.

La decisión de Uralkali de abandonar a su socio bielorruso Belaruskali en el cartel BPC y aumentar sus ventas ha animado a los compradores a esperar una mayor producción y una mayor competencia.

(Reporte de Rajendra Jadhav y Niu Shuping. Traducido al español por Miguel Folatelli. Editado por Mónica Vargas)

REUTERS MFF MV