Producción petrolera de Rusia caería un 8 pct hacia fines de 2016: Lukoil

martes 3 de marzo de 2015 15:28 CET
 

LONDRES, 3 mar (Reuters) - La producción de petróleo de Rusia bajará en 800.000 barriles por día, o un 8 por ciento, en los próximos dos años, debido a que las compañías están reduciendo las perforaciones en Siberia ante la caída de los precios y por las sanciones, dijo a Reuters un importante ejecutivo petrolero.

Leonid Fedun, vicepresidente y accionista mayoritario de Lukoil, la mayor petrolera privada de Rusia, también estimó que la refinación en el país baje en la misma cantidad en los próximos años debido a recientes cargos impositivos.

Pese a la caída de los precios del petróleo y a las condiciones económicas adversas, la producción rusa ha estado en alza y alcanzó el año pasado un récord anual post soviético de 10,58 millones de bpd. Las ventas de petróleo y gas representan la mitad del los ingresos presupuestales del país.

El bombeo de Rusia, uno de los mayores productores mundiales de petróleo junto con Arabia Saudita y Estados Unidos, ha permanecido en constante incremento desde 2009, tras una caída el año previo.

Sin embargo, Fedun, el segundo mayor accionista de Lukoil, dijo que esperaba una caída en la producción de crudo.

"Todos reducirán la producción porque todos están disminuyendo las perforaciones", sostuvo Fedun.

La estimación es una de las más pesimistas emitidas por un ejecutivo petrolero ruso desde que el país fue golpeado por sanciones occidentales debido a la crisis en Ucrania y a una fuerte caída de los precios del crudo.

La producción petrolera de Rusia, concentrada en Siberia Occidental, se mantendría estable entre 526 y 528 millones de toneladas (10,56-10,60 millones de bpd) este año, mostraron previsiones del Ministerio de Energía. El Gobierno ha minimizado los riesgos de las sanciones y la volatilidad de los precios en el bombeo del país.

Fedun dijo que la propia producción de Lukoil probablemente permanecerá estable o bajará en 2015 debido a que la empresa está perforando menos pozos en Siberia.

Además, afirmó que la compañía mantendrá su dividendo incluso si los precios del petróleo cayeran a 40 dólares por barril, debido a que se beneficia de menores gastos de capital por una fuerte devaluación del rublo.

Más temprano, Lukoil informó que sus utilidades netas cayeron un 39 por ciento debido a la debilidad del petróleo y por cargos contables. (Reporte de Dmitri Zhdannikov. Editado en español por Patricio Abusleme y Mónica Vargas)