FMI dice que países del Golfo Pérsico pueden lidiar con precios bajos del petróleo

martes 16 de diciembre de 2014 17:26 CET
 

Por Martin Dokoupil

DUBAI, 16 dic (Reuters) - Los países exportadores de petróleo en el Golfo Pérsico pueden lidiar cómodamente con bajos precios del crudo, dijo un funcionario del Fondo Monetario Internacional el martes, al tiempo que la caída de los mercados bursátiles regionales muestra que algunos inversores locales están entrando en pánico.

El martes, el petróleo Brent cayó por debajo de 60 dólares el barril por primera vez desde el 2009, respecto a casi 115 dólares en junio.

Si esos niveles persisten el próximo año, las seis naciones ricas del Consejo de Cooperación del Golfo Pérsico (GCC) enfrentarán el cambio más dramático en sus riquezas desde la crisis económica global del 2008. Todos excepto Qatar tendrían déficits presupuestarios por la caída de los ingresos petroleros. Las cuentas de Bahréin y Omán estarían en rojo.

Harald Finger, el jefe de misión del FMI en Emiratos Arabes Unidos, dijo en una conferencia financiera en Dubai que debido a que las grandes economías GCC han acumulado enormes reservas fiscales, no tendrían que reducir con fuerza el gasto estatal, y podrían por ende evitar fuertes desaceleraciones económicas.

"La mayoría de los países del GCC tienen reservas bastante significativas en forma de activos extranjeros en fondos de riqueza soberana o bancos centrales, además la mayoría de estos países tiene capacidad de préstamo, por lo que no es necesario ahora reducir rápida y profundamente el gasto", dijo.

Pero a medida que daba las declaraciones, los mercados de acciones de los GCC caían en una ola vendedora que borró casi 49.000 millones de dólares en valor de mercado sólo el martes.

El mercado de acciones de Arabia Saudita cerró con mermas de un 7,3 por ciento, mientras que el de Dubai también perdió un 7,3 por ciento, llevando sus pérdidas este mes a un 28 por ciento. Las acciones en Qatar se hundieron un 3,5 por ciento.

El colapso en las últimas semanas sugiere que el impacto de los bajos precios del petróleo en la confianza empresarial y de inversores del Golfo Pérsico podría ser mayor que el efecto monetario a las hojas de balance de los Gobiernos.

"Estamos en pánico ahora, no hay más soporte y los inversores ya no son racionales", dijo Sebastien Henin, jefe de gestión de activos de la firma The National Investor en Abu Dhabi.

La caída se ha agudizado ante la falta de una estructura regulatoria que permitiría a operadores hacer dinero con la caída de los mercados, así como el uso de un fuerte endeudamiento para comprar acciones al momento de un alza. (Editado en español por María Cecilia Mora)