7 de noviembre de 2012 / 19:23 / en 5 años

DATOS-Lo que operadores de materias primas y energía esperan de Obama

7 nov (Reuters) - Barack Obama ingresa a su segundo mandato como presidente de Estados Unidos con el reto de hacer frente a algunos temas urgentes que podrían afectar los mercados de materias primas y energía.

A continuación algunas de las cuestiones y decisiones que seguramente impactarán directamente a los mercados del petróleo, gas natural, granos y metales en el 2013.

FOCO EN GASTO SERIA BUENO PARA ACTIVOS DE RIESGO Y ORO

En medio de la carrera presidencial hubo una fundamental división sobre cómo revigorizar la economía estadounidense. La victoria de Obama podría alentar una mayor acción del Gobierno, incluso si otro paquete de estímulo de 840.000 millones de dólares parece improbable.

Pero es el posible respaldo de Obama a un tercer periodo de Ben Bernanke como presidente de la Reserva Federal lo que apuntalaría más a los mercados de materias primas, potencialmente favoreciendo una política monetaria más expansiva en los años que vienen.

SE MANTENDRÁN REGULACIONES MAS ESTRICTAS

Aunque sigue en duda la permanencia del presidente de la Comisión de Operaciones a Futuro de Materias Primas (CFTC, por sus siglas en inglés), Gary Gensler, en el cargo luego de que su periodo de cinco años concluya en abril, es más probable que Obama se ajuste a la ley de reforma financiera Dodd-Frank en su segundo periodo de mandato.

Ello implica pocas pausas en el intento por establecer límites de posición en los mercados de futuros de materias primas y menores probabilidades de una norma Volcker más flexible.

PRESIONANDO A IRÁN, PERO QUIZÁS NO DEL TODO

En su primer periodo, Obama se encargó de dirigir las agresivas y exitosas sanciones contra Irán, que fueron en parte responsables de frenar el 50 por ciento de sus exportaciones. Es improbable que Obama ceda en su segundo mandato, aunque no está claro si el presidente querrá fortalecer las sanciones aún más dado el riesgo de provocar una reacción violenta o llevar a la nación a un fracaso económico con resultados geopolíticos impredecibles.

GAS, NO CARBÓN, PARA ALENTAR CRECIMIENTO DE PLANTAS ENERGÍA

La Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA, por su sigla en inglés) ha sufrido varios contratiempos y giros de 180 grados en su agresivo intento por imponer altos estándares en las plantas de energía de la nación.

La estrategia contribuyó al cierre de decenas de plantas de energía que operan con carbón e hizo casi imposible construir nuevas instalaciones. Estas medidas seguirían avanzando, posiblemente con mayor rigor si la economía mejora y si Obama acepta la lucha contra el cambio climático, que no ha sido una prioridad en los últimos años.

EXPORTACIONES PETRÓLEO Y GAS, PERO CON MESURA

El objetivo de Obama de reducir las importaciones de petróleo de Estados Unidos a la mitad al 2020 es menos importante para los operadores que su aún poco clara posición sobre las exportaciones de gas natural licuado (GNL) y petróleo, que repentinamente gozan de niveles abundantes gracias a la perforación en áreas bituminosas.

Se espera que Obama tome algún tipo de decisión sobre las exportaciones de GNL en los próximos meses, aunque abordaría la espinosa interrogante sobre las exportaciones de crudo a medida que vaya surgiendo.

SÍ, ES PROBABLE QUE SE CONSTRUYA KEYSTONE XL

Obama rechazó una vez la construcción del ducto Keystone, retrasando el proyecto en más de un año. Pero es poco probable que el presidente se aventure a poner en riesgo las relaciones con Canadá o establecer un peligroso precedente para las inversiones al negar una solicitud de Transcanada al Departamento de Estado para edificar el ducto de 830.000 barriles por día.

TransCanada ha cambiado la ruta a fin de ganar el respaldo de Washington y Nebraska.

SIN TREGUA EN MANDATO SOBRE ETANOL

La EPA deberá emitir un fallo para el 13 de noviembre sobre un pedido para presentar dispensas al estándar de combustibles renovables (RFS por su sigla en inglés) que requiere que casi el 10 por ciento de las reservas de gasolina del país sean fabricadas con etanol, que se deriva mayormente del maíz.

Es probable que la solicitud sea rechazada ahora que el pánico de mediados del verano boreal sobre una devastadora sequía se ha desvanecido mayormente.

Existen pocas razones para esperar que Obama se ajuste a sus metas de largo plazo en torno a los RFS a fin de reducir una creciente proporción de combustibles derivados de fuentes no comestibles.

MODERADO ANIMO PARA PERFORACIONES

Obama parece dispuesto a seguir adelante con su moderadamente alentadora política en favor de las perforaciones en tierras federales, y posiblemente, abrir más las áreas costa afuera.

Esto será una potencial gran ayuda para las compañías petroleras, pero es probable que siga siendo un aspecto secundario para los operadores petroleros más centrados en el ritmo, costo y desarrollo de la tecnología de fractura hidráulica.

CAMPANA DE PERFORACIÓN EN ÁREAS BITUMINOSAS

Pocos esperan que Obama o la EPA tomen medidas drásticas en cuanto a regular el auge de la tecnología de fractura hidráulica, que ha transformado al sector de energía y está ayudando a impulsar la recuperación de la economía. Indicadores sugieren que Obama seguirá dejando gran parte de la regulación a los estados.

Sin embargo, con las preocupaciones sobre potenciales terremotos, contaminación acuífera y escasez de agua en el foco de atención, hay presión para ejercer una acción. Cualquier medida para elevar costos o reducir las perforaciones, en tierras privadas o federales, podría sesgar la percepción de un crecimiento en la producción que lleva años, afectando también los precios de los futuros en el corto plazo.

MEDIDAS PARA EMISIONES DE CARBONO

El cambio climático y la necesidad de reducir las emisiones de carbono fueron un problema casi ausente en la campaña presidencial y en gran parte del primer periodo de mandato de Obama. Pero con la atención puesta ahora más en su legado que en su reelección, y después de que la tormenta Sandy hiciera que el tema saltara de nuevo a la luz pública, no puede descartarse un nuevo intento por reducir las emisiones de gases con efecto de invernadero. Esto tendría implicancias en los mercados de gas natural, carbono y petróleo y posiblemente en el mismo mercado de C02.

(Reporte de Ayesha Rascoe, Timothy Gardner y Jonathan Leff)

REUTERS MCM MV

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below