Detienen la producción de los muñecos esclavos de 'Django Desencadenado'

sábado 19 de enero de 2013 16:31 CET
 

LOS ÁNGELES, EEUU (Reuters) - Los productores de "Django desencadenado", la última película de Quentin Tarantino, ordenaron el viernes que se detuviera la producción de muñecos de acción basados en la película sobre esclavitud nominada a un Oscar después de las críticas de que eran ofensivos para los afroamericanos.

Los muñecos de 20 centímetros, que representaban el esclavo pistolero Django, su mujer y al cruel propietario de la plantación Candie, estaban destinados a personas mayores de 17 años, incluyendo .

"Django desencadenado" ha recibido criticas por su retrato de la esclavitud y su violencia. A pesar de la polémica, la película recibió cinco candidaturas a los Oscar, incluyendo la de mejor película.

Al Sharpton, líder de la Red de Acción Nacional por los derechos civiles, fue uno de los que criticaron las figuras de acción.

"Vender ese muñeco es altamente ofensivo para nuestros antepasados y la comunidad afroamericana", dijo K.W. Tulloss, presidente de la Red Nacional de Acción de Los Ángeles, al New York Daily News.

"La película es para adultos, pero estas son figuras de acción que llaman la atención de los niños", dijo al periódico Tulloss. "No queremos que otras personas lo utilicen para su entretenimiento, para burlarse de la esclavitud".

La Weinstein Co, que produjo "Django desencadenado", dijo el viernes en un comunicado que dada la reacción que se había producido con el tema de los muñecos, había ordenado detener su producción.

"Tenemos un gran respeto por la audiencia y no fue nunca nuestra intención ofender a nadie", dijo la compañía.

Los muñecos son vendidos por la National Entertainment Collectibles Association, que no pudo ser contactada para realizar comentarios.

Los productores señalaron que se habían fabricado muñecos para todas las películas anteriores de Tarantino, incluyendo "Malditos bastardos" en 2009.

"Django desencadenado" está protagonizada por Jamie Foxx, Christoph Waltz y Leonardo DiCaprio y ha recaudado cerca de 130 millones de dólares (unos 97 millones de euros) en los cines de Estados Unidos y Canadá desde su estreno el 25 de diciembre.

 
Los productores de "Django desencadenado", la última película de Quentin Tarantino, ordenaron el viernes que se detuviera la producción de muñecos de acción basados en la película sobre esclavitud nominada a un Oscar después de las críticas de que eran ofensivos para los afroamericanos. En la imagen, de 10 de enero, el director de "Django desencadenado", Quentin Tarantino, en Londres. REUTERS/Olivia Harris