La Reina de Inglaterra pregunta a los banqueros sobre la crisis

viernes 14 de diciembre de 2012 12:11 CET
 

LONDRES (Reuters) - La reina Isabel II de Inglaterra puso a los banqueros centrales en el punto de mira cuando les preguntó sobre los errores que habían llevado a la crisis financiera en una rara intervención pública durante una visita al Banco de Inglaterra.

Les preguntó si la complacencia fue un factor y si al supervisor financiero le faltó eficacia, tocando un tema sensible que ha causado indignación desde el casi colapso del sistema bancario y provocado una amplia cobertura en los medios de comunicación británicos.

La monarca de 86 años evita entrar en el debate político, pero hace cuatro años preguntó intencionadamente a los académicos por qué nadie había previsto la crisis, que obligó a Reino Unido a rescatar a sus principales blancos, causó un déficit presupuestario récord y puso a la economía en recesión.

Los empleados del Banco de Inglaterra intentaron responder a su pregunta durante la visita, dando una explicación técnica que hizo que la Reina quisiera indagar más allá sobre el tema.

"Supongo que en términos monetarios es muy difícil prever (cosas). Pero la gente es un poquito más .... ¿relajada?", dijo, antes de coincidir con un responsable en que el problema real podría haber sido la "complacencia".

Preguntó si el regulador bancario en aquel momento carecía de los poderes que necesitaba, reflexionando sobre los planes para abolir la Autoridad de Servicios Financieros y sobre dividir las responsabilidades entre el Banco de Inglaterra y un nuevo supervisor.

El equipo del Banco Central que daba a la Reina una explicación sobre la crisis fue presentado por un responsable como "algunos de los empleados que esperemos se hagan cargo de la próxima".

Su marido de 91 años, el príncipe Felipe, también presente en la visita, y aficionado a los comentarios sarcásticos, provocó risas nerviosas cuando respondió: "¿No hay otra próxima, verdad?".

 
La reina Isabel II de Inglaterra puso a los banqueros centrales en el punto de mira cuando les preguntó sobre los errores que habían llevado a la crisis financiera en una rara intervención pública durante una visita al Banco de Inglaterra. En la imagen, la monarca durante su visita al Banco de Inglaterra, en Londres, el 13 de diciembre de 2012. REUTERS/Eddie Mulholland/Pool