El Gobierno francés presenta un proyecto de ley de matrimonio gay

miércoles 7 de noviembre de 2012 16:47 CET
 

PARÍS (Reuters) - El Gobierno socialista francés aprobó el miércoles un proyecto de ley para permitir el matrimonio entre parejas del mismo sexo, una decisión que provocó un feroz ataque de dirigentes religiosos y políticos conservadores.

La ley propuesta, presentada como la primera reforma social importante de la presidencia de François Hollande, otorgaría a las parejas gays el derecho a adoptar niños pero no a emplear métodos de reproducción asistida como la inseminación artificial.

Está previsto que el Parlamento vote la propuesta a mediados de 2013.

El borrador es un compromiso, que deja fuera el complejo asunto de la reproducción asistida para facilitar su aprobación parlamentaria. Sin embargo, diputados de izquierdas han declarado su intención de enmendar el texto para incluirlo.

Los líderes de todas las grandes religiones y algunos diputados conservadores han criticado duramente el plan, y varios grupos católicos han anunciado manifestaciones en contra la semana que viene.

"Este es un paso importante hacia la igualdad de derechos", dijo a la prensa la ministra de Familia, Dominique Bertinotti, después de que el gabinete aprobara el borrador para permitir el "matrimonio para todos", como describen la reforma sus partidarios.

Una portavoz del Gobierno dijo que Hollande había dicho al gabinete que la reforma sería un "progreso no sólo para unos pocos, sino para toda la sociedad", en una clara respuesta a la acusación del cardenal de París, Andre Vingt-Trois, sobre que el proyecto es "un fraude" que favorece a una diminuta minoría.

LA IGLESIA Y LOS CONSERVADORES SE OPONEN

El líder de la Iglesia católica francesa dijo el sábado pasado a sus colegas obispos en la localidad de Lourdes que el matrimonio entre personas del mismo sexo desequilibrará la sociedad francesa y perjudicará a los niños que crecen sin un padre y una madre.   Continuación...

 
El Gobierno socialista francés aprobó el miércoles un proyecto de ley para permitir el matrimonio entre parejas del mismo sexo, una decisión que provocó un feroz ataque de dirigentes religiosos y políticos conservadores. En la imagen, la ministra francesa de Derechos de la Mujer y portavoz del Gobierno durante una intervención en París el 7 de noviembre de 2012. REUTERS/Philippe Wojazer