La dimisión de una ministra mina el poder de Gordon Brown

miércoles 24 de septiembre de 2008 17:34 CEST
 

LONDRES, 24 sep (Reuters) - Una ministra del gabinete del primer ministro británico Gordon Brown anunció el miércoles su dimisión, , lo que reavivó los rumores de una rebelión apenas 24 horas después de que Brown pareciera asegurarse la permanencia en el poder.

Tras 11 años de gobierno, el laborismo está a 20 puntos de los conservadores en los sondeos de opinión y se encamina a una gran derrota en las próximas elecciones, programadas para mediados de 2010.

La ministra de Transporte, Ruth Kelly, podría dejar su puesto la próxima semana, cuando se prevé que Brown reforme su equipo en un intento de reforzar su autoridad, en medio de una crisis económica y bajos índices en las encuestas.

Varios miembros del Parlamento quieren que el primer ministro, de 57 años, deje su lugar al próximo líder, pero él y su predecesor Tony Blair han dominado la política laborista durante tanto tiempo que no existe un sucesor obvio. Brown reemplazó a Blair hace 15 meses sin elecciones generales.

La noticia sobre la salida de Kelly, que dijo que quiere pasar más tiempo con su familia, se dio a conocer horas después de un discurso de Brown al Partido Laborista que pareció darle algo más de tiempo.

El primer ministro expresó su apoyo a Kelly diciendo que no hay "cuestiones políticas" detrás de su decisión y rechazó los rumores de nuevas dimisiones de alto nivel destinadas a desafiar su liderazgo.

"Hablé con Ruth sobre esto en mayo. Somos muy buenos amigos porque trabajamos juntos en el Tesoro durante varios años," dijo Brown a Sky Television.

Kelly negó que su renuncia tuviera motivos políticos.

"No participé en ninguna conspiración por el liderazgo. No he tenido problemas con la dirección fundamental del partido", dijo a la emisora de la BBC.