Cuando nada se mueve: España sigue encallada tras el segundo "no" a Rajoy

viernes 2 de septiembre de 2016 20:56 CEST
 

Por Carlos Ruano

MADRID, 2 sep (Reuters) - No pudo ser. El calendario político español sigue varado en el diciembre de 2016, cuando Mariano Rajoy pasó a gobernar el país en funciones tras las elecciones más reñidas de la democracia.

El líder del partido más votado protagonizó el viernes la segunda investidura fallida tras la dictadura al no convencer a ninguno de los que se oponen a su mandato de abstenerse para quebrar la interinidad ejecutiva que entra en su noveno mes.

Al igual que en la votación del miércoles -cuando era necesaria mayoría absoluta- Rajoy recibió el respaldo de 170 diputados, a seis de la cifra que habría permitido un gobierno teniendo en cuenta que los 180 diputados restantes dijeron "no".

La falta de confianza hacia el PP o hacia su líder fueron los argumentos esgrimidos por los opositores para negar una posibilidad de desbloqueo protagonizada por Rajoy.

Particularmente virulentos fueron los ataques entre los dos mayores partidos, con Rajoy y el líder del PSOE Pedro Sánchez acusándose mutuamente del apagón institucional y mostrando una rivalidad casi epidérmica que no permite abrigar muchas esperanzas de acercamiento si no cambian sus actores.

Después del intento también fallido de Sánchez en marzo tras no lograr unir a la izquierda ni "a las fuerzas del cambio", los dos líderes están empatados en investiduras fallidas.

ALIADOS IMPRESCINDIBLES, LÍDERES ANTAGÓNICOS   Continuación...