El FMI vuelve a elevar su proyecciones de PIB para España

martes 8 de abril de 2014 15:00 CEST
 

MADRID, 7 abr (Reuters) - El Fondo Monetario Internacional (FMI) revisó de nuevo al alza sus proyecciones de crecimiento para la economía española elevando en tres y dos décimas sus proyecciones de PIB para 2014 y 2015, respectivamente.

En su informe sobre el panorama económico mundial hecho público el martes, el organismo supranacional dijo que la economía española podría crecer un 0,9 por ciento en 2014 y un uno por ciento en 2015.

Hace solo cuatro meses, el FMI ya había actualizado sus previsiones para el país pronosticando entonces crecimientos del 0,6 por ciento en 2014 y 0,8 por ciento en 2015.

La recuperación económica que inició el país en el segundo semestre del año pasado se ha ido afianzando en los últimos meses y el propio presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ya adelantó recientemente que el objetivo oficial de crecimiento en 2014 se revisará al uno por ciento desde el 0,7 por ciento anterior.

Fuentes del Gobierno reconocieron incluso la semana pasada que con ocasión de la actualización del Programa de Estabilidad trianual que en breve se remitirá a Bruselas, España podría incluso utilizar una proyección superior al punto porcentual.

Con tasas de inflación previstas del 0,3 y 0,8 por ciento en 2014 y 2015, respectivamente, el FMI estima que la tasa de paro rondará el 25,5 por ciento en 2013 y el 24,9 por ciento en 2015.

El crecimiento de España sigue siendo muy inferior al de la mayoría de las grandes economías, aunque en el mismo informe las proyecciones de la economía mundial se revisan en una décima a la baja, con crecimientos previstos del 2,6 por ciento en 2014 y 3,9 por ciento en 2015.

El crecimiento mundial sigue siendo en gran parte liderado por las exportaciones pero el FMI también destaca una incipiente reactivación de la demanda doméstica en países como Francia, España o Alemania.

Entre las sombras a futuro, el organismo menciona la exposición de España y otras economías europeas a hipotéticas crisis en mercados emergentes (particularmente en Latinoamérica), aunque el riesgo actual es considerado mínimo (no más de 0,2 puntos del PIB). (Información de Carlos Ruano; Editado por Julien Toyer)